Política Fiscal y Recuperación Económica en tiempos de pandemia

La mejor proyección es la incertidumbre. Esta frase, pronunciada durante la conferencia de prensa organizada por el Fondo Monetario Internacional (FMI) para presentar su última publicación sobre perspectivas de la economía mundial, en la segunda semana de abril del presente año[1], resume muy bien lo único certero que actualmente se tiene sobre las consecuencias socioeconómicas del COVID-19: la casi completa incertidumbre. Todo dependerá de cómo vaya evolucionando la pandemia, de las medidas de política que vienen adoptando los países, pero también de las características estructurales de estos últimos y de las reacciones no previstas de la población.

El escenario más optimista en las proyecciones del FMI, su “escenario base”, asume que la pandemia y la contención necesaria llegarán a su punto máximo en el segundo trimestre del presente año en la mayor parte de los países del mundo, y se replegará en el segundo semestre. Bajo esta mirada optimista, el FMI estima una contracción del 3% en la economía mundial durante 2020. Lo sorprendente de esta proyección es que solo en enero de este año el FMI ya había ajustado sus estimaciones de octubre 2019, proyectando un crecimiento mundial  de 3,3% en 2020 y 3,4% en 2021: ¡un cambio drástico en un período tan corto! Según el FMI, estamos frente a la peor recesión desde la gran depresión de los años 30 del siglo pasado.

Para este año, se proyecta que las economías avanzadas se contraerán en -6,1% y los mercados emergentes y economías en desarrollo lo harán en -1,0% (si se excluye a China, la contracción es de -2,2%). El ingreso per cápita se reducirá en más de 170 países. Estamos, pues, frente a una recesión generalizada.

América Latina y el Caribe no es la excepción y se estima que el PIB de la región caerá en -5,2% durante el presente año. Entre las economías más afectadas se encuentran Brasil y México, con contracciones de -5,3% y -6,6%, respectivamente.  Para el caso de Argentina, la CEPAL (2020) [2] estima una contracción de -6,5%. En el Perú, el Ministerio de Economía y Finanzas proyecta una contracción cercana al -6,0%, aunque centros de investigación independientes estiman que la caída bordeará los dos dígitos.

En el escenario optimista del FMI, y siempre y cuando las medidas de política adoptadas por los gobiernos del mundo sirvan para evitar quiebras generalizadas y pérdidas de empleo y tensiones financieras sistémicas, la economía mundial se recuperaría durante 2021: el PIB crecería en 5,8%. La recuperación sería más acentuada en las economías emergentes y en desarrollo (6,6%) en comparación con las economías avanzadas (4,5%). América Latina y el Caribe, en particular, registrarían una recuperación de 3,4%.

Sin embargo, el FMI también incluye en sus proyecciones otros dos escenarios pesimistas o adversos, que incorporan el supuesto de que la pandemia no ceda en el segundo semestre de 2020, o se extiende hasta el 2021. En dichos escenarios, el PIB mundial podría contraerse –respectivamente- en -6,0% durante 2020 y volverse negativo el crecimiento estimado para 2021. Demás está decir que este es el escenario más probable.

Gráfico 1
COVID-19: Efectos en el PIB mundial

Fuente: FMI (2020a).
Elaboración del autor.

La originalidad de la crisis

No estamos frente a una crisis más. La CEPAL (2020) estima que la caída del PIB de América Latina (-5,3% durante 2020) podría ser incluso más aguda que la ocurrida durante la gran depresión de los 30 o la de inicios de la 1ra Guerra Mundial (1914). Con un ingrediente más de originalidad: ninguna de las dos crisis económicas aludidas tuvieron como detonante una enfermedad pandémica. Por el contrario, las investigaciones que se han efectuado sobre la relación entre la salud de las personas y las crisis económicas concluyen que –por ejemplo- la gran depresión de los 30 no se asoció con un mayor deterioro en la salud de la población. No se trata de un simple hecho anecdótico, sino de un  factor que influirá de manera determinante en la recuperación económica.

Los efectos socioeconómicos

Las medidas de distanciamiento y aislamiento social que los países han venido implementando para hacer frente a la pandemia han generado un círculo vicioso, que comenzó restringiendo la oferta y la demanda nacional, para luego traducirse en una menor oferta y demanda en el comercio internacional. La Organización Mundial del Comercio (OMC)[3] estima una caída del volumen de comercio mundial de bienes de entre -13% y -32% durante 2020, una contracción mucho más pronunciada que la registrada durante la crisis financiera de 2009 (-12,8%).

Gráfico 2
Volumen de comercio mundial de bienes (tasa de variación interanual)

Fuente: CEPAL (2020).

En el plano laboral, al 7 de abril del presente año la Organización Internacional del Trabajo (OIT)[4] informaba que las medidas de paralización total o parcial ya afectaban a cerca del 81% de la fuerza de trabajo mundial (cerca de 2 700 millones de trabajadores). Según este organismo, en muchos países ya ha comenzado una contracción del empleo a gran escala que no tiene precedentes.

Las pérdidas de puestos de trabajo durante 2020 serán muy elevadas debido a que el 38% de la población activa mundial[5] (1 250 millones de trabajadores) está empleada en sectores que –debido a la pandemia-  están haciendo frente a una aguda caída de la producción. Entre los sectores más afectados se cuentan el comercio al por menor, los servicios de alojamiento y de servicio de comidas y las industrias manufactureras.

En los países en desarrollo, la pandemia y sus efectos socioeconómicos se han de traducir en más pobreza: la CEPAL (2020) estima que durante 2020 la pobreza aumentará en 28 millones de personas en América Latina y la extrema pobreza lo hará en 16 millones de personas. Cifras que no deben sorprendernos mucho, pues la OIT (2020) nos recuerda que cerca de 2 000 millones de personas en el mundo trabajan en la economía informal, la mayor parte en países en desarrollo. Es decir, millones de personas a las cuales no necesariamente está llegando la ayuda social de los gobiernos por la sencilla razón de que esta se viene canalizando –principalmente- mediante instrumentos y a partir de bases de datos “formales”, que obviamente no incluyen a los segmentos más vulnerables de la población que sobreviven en la informalidad.

Los efectos socioeconómicos de la pandemia en el muy corto y mediano plazo, estarán determinados por lo que cada país viene haciendo, o está dejando de hacer. Pero también –o principalmente- estarán determinados por lo que se hizo o se dejó de hacer en los años o décadas precedentes, lo cual alcanza una dimensión dramática en el caso de las economías en desarrollo. Nos referimos, en particular, a lo poco que estos países han venido invirtiendo en infraestructura y servicios de salud, en seguridad social y de pensiones, por ejemplo.

Las alternativas de política

La originalidad de la actual crisis económica, al ser causada por un virus y las subsecuentes medidas adoptadas para tratar de controlarlo, explica por qué la primera reacción de los gobiernos ha priorizado las políticas de salud y las medidas de aislamiento social, que se han venido extendiendo con la esperanza de alcanzar una etapa en la que la tasa de incremento del número de personas infectadas comience a descender.

Al observar las medidas de política económica que los países vienen aplicando[6], lo primero que salta a la vista es la gran similitud de las mismas, tanto en lo referente a los instrumentos monetarios, pero sobre todo en materia de política fiscal. La diferencia radica en los grados de libertad con los que estas se vienen implementando, los cuales están determinados por el nivel de ingresos de los países. En contraste con el amplio despliegue de recursos por parte de los países desarrollados para hacer frente a la pandemia y sus consecuencias socioeconómicas, en los países en desarrollo el margen fiscal para los estímulos económicos es bastante limitado.

Cuadro 1
Medidas de política fiscal en países desarrollados


Fuente: FMI (2020b).
Elaboración del autor.

Cuadro 2
Medidas de política fiscal en América Latina


Fuente: FMI (2020b).
Elaboración del autor.

Allí no termina la diferencia, pues mientras en los países desarrollados los recursos fiscales que se inyectan están sirviendo para reforzar sistemas de salud cuya eficacia se fue construyendo desde fines de la Segunda Guerra Mundial, en América Latina y el Caribe –con muy pocas excepciones- la precariedad de dichos sistemas es alarmante: no se puede construir en pocas semanas lo que se dejó de hacer durante décadas. Por tanto, los recursos financieros son doblemente insuficientes en estos países. Otra gran diferencia es la eficacia con la que los países implementan las medidas de política.

En efecto, el COVID-19 termina siendo una caja de pandora que en América Latina nos está enrostrando todos nuestros problemas estructurales, de un solo golpe. No solo se carece de un adecuado sistema de salud, sino que se pone en evidencia también problemas de gestión en el gasto público, corrupción, excesivo centralismo, bajo grado de bancarización, informalidad, entre otras restricciones. Se trata, de antiguos problemas estructurales, ya teorizados por Prébisch y la CEPAL desde la década de los 50 y 60 del siglo pasado. Es cierto, cambios sustanciales han ocurrido desde entonces en las economías Latinoamericanas, pero ¿alguien puede negar que no pocas de esas restricciones estructurales siguen presentes en no pocos países de esta región, la más desigual del mundo? Ello no hace más que limitar la implementación eficaz de la política económica.

Por ejemplo, al igual que en los países desarrollados, en América Latina los gobiernos también están brindando ayuda económica a la población, pero en la medida que un amplio segmento de esta no utiliza los servicios de intermediación financiera, debe acudir a la red bancaria para cobrar la ayuda de manera presencial, lo cual no ha hecho más que elevar los niveles de contagio en algunos países.  En el Perú, un hecho singular agravó los niveles de contagio: ante el desempleo y una ayuda económica que no llega con la rapidez debida, miles de provincianos iniciaron marchas de retorno desde la capital hacia sus lugares de origen, elevando los riesgos de contagio. Nadie había previsto esta reacción social.

Los países en desarrollo, y dentro de estos los segmentos de menores ingresos, serán los principales afectados por la pandemia. Los sectores de menores ingresos son los más vulnerables a la enfermedad, no solo porque arrastran una alimentación deficiente, sino también porque en su mayor parte opera en una economía informal que les permite sobrevivir en el día a día: el confinamiento los ha privado de sus ingresos cotidianos, la ayuda económica del gobierno no llega o es insuficiente; por tanto, se ven obligados a burlar los controles sanitarios para tratar de vender algunos de sus productos y/o abastecerse en aquellos mercados que ofrecen el menor precio posible, pero que son también principales focos de infección: se teme más al hambre que al virus.

Los ingresos fiscales y la administración tributaria

En medio de un tal escenario económico, ya bastante incierto en el plano global desde antes de la pandemia, la recuperación de los ingresos fiscales va a tardar en llegar: ¿cuánto tiempo? Todo dependerá del control del COVID -19 y de la velocidad a la cual se recupere el aparato productivo, pues el PIB tiene un efecto directo sobre los ingresos fiscales. La estrecha correlación entre ambas variables está fuera de toda discusión, lo que puede debatirse es la magnitud del efecto. Es decir, si no hay recuperación económica, los ingresos fiscales tampoco llegarán, situación particularmente preocupante para una región como América Latina, cuya presión tributaria ya es estructuralmente baja.

Las medidas de alivio fiscal (por ejemplo, aplazamiento de obligaciones tributarias) y beneficios tributarios (por ejemplo, reducción de los períodos de depreciación) que de manera generalizada los gobiernos han venido implementando para paliar los efectos de la crisis sobre las empresas y las personas naturales, se vienen a sumar al efecto negativo sobre la recaudación ocasionado por la menor actividad económica. El gasto se incrementa, pero los ingresos fiscales no llegan o no se cobran: ¿cómo cuadramos el círculo? No queda más salida que el endeudamiento, lo cual limitará la recuperación económica.

Si bien la actual crisis es resultado de una decisión discrecional de los gobiernos, con el objetivo mayor de evitar graves consecuencias en la salud y vida de las personas, desandar el camino recorrido no será nada fácil en la medida que el origen del problema no sea erradicado o al menos controlado. Es decir, hasta cuando no se encuentre una vacuna o medicina que cumpla con dichos objetivos. Ello aumenta la incertidumbre y debilita la eficacia que –en contextos de crisis económicas “normales”- se atribuye a los instrumentos de política económica.

Cuando estalló la crisis financiera mundial de 2008-2009, los economistas estimaban que se trataba de la peor crisis económica desde la década de los 30, pero –se decía- la gran ventaja para el mundo es que ya se contaba con mejores instrumentos de política económica para hacerle frente. Sucede que, ahora lo sabemos, dicha crisis no fue –ni de lejos- tan aguda como la actual, y –a diferencia de ese entonces- la eficacia de los instrumentos de política está supeditada al éxito que se obtenga en la contención del COVID-19. Los países podrán ir flexibilizando las medidas socioeconómicas restrictivas adoptadas durante la pandemia, pero es muy poco probable que los agentes económicos, del lado de la demanda, reaccionen al mismo ritmo de entusiasmo. La Ley de J.B. Say, según la cual toda oferta crea su propia demanda, ya fue superada hace bastante tiempo.

En este contexto, los grados de libertad de la administración tributaria para mejorar los niveles de recaudación se encuentran bastante limitados. Con la mayor parte de sus funcionarios sin poder cumplir con sus funciones regulares, las administraciones tributarias vienen trabajando a media máquina. El teletrabajo viene siendo de gran utilidad, pero no todas las funciones de la Administración pueden efectuarse de esta manera (la auditoría de campo, por ejemplo). Su función principal, el control y la fiscalización, tendrá que buscar formas más creativas y prepararse para lo que se viene: en épocas de crisis, el incumplimiento fiscal se acentúa.

La gravedad de la actual crisis sanitaria y económica de alcance mundial deja muy poco margen para las alternativas de política que privilegian el mercado (según lo manda la doctrina neoliberal). El mundo así lo ha entendido y se viene optando por medidas basadas en el rol regulador del Estado. En este contexto, la política tributaria y la administración tributaria deben hacer un cambio importante en la lógica con la que por lo general se ha venido funcionando. La actual coyuntura no está necesariamente para recaudar más, pero sí para tratar de recaudar mejor, privilegiando el servicio a los contribuyentes y ciudadanos, sin descuidar una fiscalización más focalizada (el Big Data y las TIC tendrán que ser potenciadas al máximo), que responda a los retos que imponen los “nuevos tiempos”.


[1]     FMI (2020a). World economic Outlook, 14 de abril de 2020.
[2]     CEPAL (2020). América Latina y el Caribe: Dimensionar los efectos del COVID-19 para pensar en la reactivación. Exposición de Alicia Bárcena, 21 de abril de 2020.
[3]     Tomado de la CEPAL (2020).
[4]     OIT (2020). Observatorio de la OIT – segunda edición: El COVID-19 y el mundo del trabajo; 7 de abril de 2020.
[5]     La población activa es de 3 300 millones de trabajadores.
[6]     Ver al respecto: FMI (2020b). Policy responses to COVID-19. Policy Tracker. Last updated April 10, 2020.

 

3,587 total views, 13 views today

37 comentarios

  1. David Enrique Chang Navarro Respuesta

    Excelente post y muy actual, es un reto para los países y la sociedad mundial encontrar mejores formas de contrarrestar los efectos negativos de la pandemia del Coronavirus si bien a nivel macro de política económica los países se van a ver obligados a recurrir al financiamiento externo y uso de sus reservas, esto tiene que ser moderado y de acuerdo a la realidad de cada país, que no vuelva a repetirse el endeudamiento externo exagerado dónde los únicos beneficiarios fueron la comunidad financiera mundial, sobre todo en AL; esto para solucionar de forma inmediata las carencias y necesidades urgentes de salud y abastecimiento de productos de primera necesidad, ahora bien en este contexto las AT tienen un importante rol de identificar a aquellos sectores económicos que están en actividad para abastecer lo básico y aquellos sectores económicos sean financieros, extractivos, etc., que continúan en sus actividades es decir los sectores económicos fuertes e importantes de cada país es allí donde la AT por la coyuntura debe de fijar su objetivo para obtener los recursos necesarios y cumplir con su rol social, en todas las estructuras económicas de los países siempre habrá sectores fuertes que es el que domina la economía y el resto, pues este dramática situación hace que cada país dirija su accionar vía la política fiscal a estos sectores como primer objetivo hasta que se restablezca la economía, medidas necesarias para reducir la exposición al financiamiento externo, y porque no decirlo también identificar a los grupos de poder que lideran las economías y que contribuyan al bienestar de la sociedad es una unidad indisoluble dónde todos se benefician.

  2. Melba Mariela Velásquez Castro Respuesta

    Excelente articulo, abarca cada uno de los elementos que han sido afectados con esta pandemia, sin duda alguna la recuperación de la economía será una tarea difícil, principalmente para los países de América Latina ya que esto dependerá en gran parte de las medidas de seguridad social que deben seguir considerándose para evitar la propagación del virus, adicionalmente es importante resaltar que las políticas fiscales que han implementado cada uno de los países han generado un apoyo considerable para las empresas y personas pero también se debe tener en cuenta que la mayoría de estos países cuentan con altos niveles de endeudamiento por lo que tendrán que equilibrar diligentemente el apoyo fiscal a corto plazo para la fase de recuperación con la sostenibilidad de su deuda a largo plazo.

  3. Amy Waleska Godoy Ayala Respuesta

    Es una realidad muy cierta dada en análisis interpretativo en el mismo y en su información basado a fuentes creyentes y se cabe recalcar que en mi debido punto de vista ya se sabe que esta crisis ya se escontraba con la humanidad sin medidas de Bio seguridad u implicación sel fin supremo de la sociedad siendo el ser humano u pérdida del mismo se sabe que la desigualdad financiera a nivel mundial ya se encontraba baja en cada sector establecido en base a jerarquía de países la llegada del covid 19 no es más que una posible prueba de subsistencia y sostenibilidad dado el punto base a la cual cada gobierno podrá llegar o que métodos implementar se podrá sobrellevar la pandemia misma junto con la industria y comercio generando ingresos sociales y necesarios para tributos mismos a nuestro gobierno será sólo en facetas en cada país y según sus necesidades humanitarias para sobrevivir

  4. Herlan López Respuesta

    Que excelente, observando la parte positiva de esta pandemia de COVID-19 en los países de ALyC es que ha dejado más que evidenciado el deplorable sistema de salud con que cuentan estos países, y que deben de aumentar el presupuesto para los próximos años y mejorarlo, en la forma como cada país deba de contrarrestar la parte negativa de esta pandemia dependerán de las políticas económicas implementadas de manera consciente y transparente.

  5. Marcio Varela Respuesta

    Exelente el enfoque del Blog pues las AATT de todo el mundo y en especial las de ALC deberán hacer uso de todo recurso que las lleve a hacer más efectiva la tarea de la recaudación, teniendo en cuenta que estamos enmedio de una pandemia (covid19) que puede acentuar el incumplimiento tributario.

  6. Suyapa Yakelin Solorzano Reyes Respuesta

    Bienas noches,

    Es un excelente articulo muy interesante ya que abarca cada uno de los elementos que han sido afectados con esta pandemia, sin duda alguna la recuperación de la economía será difícil pero no imposible, principalmente para los países de América Latina ya que esto dependerá en gran parte de las medidas de seguridad, asi como la social desigualdad financiera a nivel mundial ya se encontraba baja en cada sector establecido en base a jerarquía de países la llegada del covid 19 no es más que una posible prueba de subsistencia y sostenibilidad dado el punto base a la cual cada gobierno.

  7. Elmer Canales (HND) Respuesta

    Hoy en día para todos los países del mundo será difícil levantarse por lo efectos ocasionados por la pandemia a nivel mundial, no obstante se deben establecer estrategias de apoyo para promover una recaudación eficiente, modificando bases o practicas anteriores ya que no se tiene mucha experiencia por ser un tema muy nuevo en la actualidad. Considero oportuno que las administraciones tributarias debe invertir en estas estrategias apoyando al pueblo y a las empresas que tambien han sufrido grandemenente esta situacion, proponer buenas estrategias de apoyo ayudarían a crear un vinculo de unidad y que los impuestos se paguen a tiempo aunque se les brinde una prorroga considerable que será de mucha utilidad.

    1. Yolani Melgar Respuesta

      En tiempos de esta pandemia muchos seran los efectos socioeconómicos de esta enfermedad corto y mediano plazo, estarán determinados por lo que cada país viene haciendo, o está dejando de hacer. Pero también por lo que se a hecho desde muchos años atrás . Como bien lo dice se deberá plantear nuevas estrategias para salir adelante y alcanzar los objetivos deseados.

  8. Elvia Lanza Respuesta

    Excelente este artículo nos permite tener un panorama general del avance y los desafíos en el diseño de políticas públicas y fiscales en tiempos del coronavirus: Salvar vidas, reducir el impacto negativo sobre la economía; las finanzas públicas; la pobreza y la desigualdad.

  9. Kelly Abigail Perdomo Respuesta

    Interesante artículo, generalizado y transparente.La recesión económica después del COVID-19 es algo que no se podrá evitar, pero es importante saber como se va enfrentar y que estrategias se deberán implementar para la recuperación económica de un país y para saldar la deuda interna que se haya adquirido o con la que cuente anteriormente a lo sucedido. Los recursos económicos de los países podrán tener un cambio significante, debido al impacto que ha causado la pandemia, se logro invertir en infraestructura, servicios de salud y seguridad social. Que como lo describe el artículo los países estaban invirtiendo muy poco o nada en estos factores anteriormente descritos. Orientándonos en la recaudación fiscal las Administraciones tributarias deberán cambiar sus estrategias de recaudación conforme a las decisiones que el gobierno estime convenientes,las cuales deduzco que serán progresivas de acuerdo a la medida que se pueda limitar la propagación del COVID-19. El enfoque será diferente, no una mayor recaudación debido a que las empresas pequeñas y medianas presentaran pérdida y cierres. Las medidas de fiscalización serán diferentes y se deberán apropiar al tiempo de crisis.

  10. ERLIN ORLANDO MARTINEZ VASQUEZ Respuesta

    Honduras es uno de los países más golpeados en el tema de recaudación-COVID19, la paralizar la economía nacional, (desde luego de manera necesaria como medida de confinamiento y deteniendo un poco la infección por movilización de personas), como administración Tributaria hemos visto la disminución drástica de nuestros ingresos tributarios.

    Según estimaciones recientes, nuestra recaudación tributaria se vería impactada de manera negativa entre un 15 a 20% de lo proyectado, lo que significa que dejaremos de percibir un estimado de 18 a 22 mil millones de lempiras. Quizá nunca antes nos habíamos enfrentado a un caso similar, hablamos de una quinta marte menos de ingresos. Hoy más que nunca, las administraciones tributarias debemos de realizar efectivamente el trabajo asignado y las políticas de gobierno deben estar enfocadas al apalancamiento y despegue de aquellas MIPYMES que se han visto afectadas con esta situación. Habrá que esperar al final los resultados al cierre del mes de abril 2021, entre tanto solo queda ser positivos y trabajar por el bien del país.

  11. Francis Méndez Respuesta

    Buenas Noches.
    Es un reto enorme para todos los gobiernos la recuperación de la economia, y mucho mas difíciles en aquellos paises subdesarrollados.pero no es imposible

  12. Elvin Hernández Respuesta

    Debido a la actual pandemia existe una mirada optimista del FMI en cuanto a una recesión económica nivel mundial del 3%, esto constrasta con el crecimiento que se había previsto del 3.3% en 2020, lo anterior conlleva a que el ingreso percápita se reducirá en más de 170 paises. Las economías mas afectadas de America Latina son Méxio y Brasil. El efecto de esta pandemia abarca problemas concernientes a quiebras de algunos comercios, pérdidas de empleo y problemas financieros. En países en desarrollo los efectos de esta pandemia se traducirá en más pobreza según la CEPAL, asimismo, el al verse afectada la economía por ende los ingresos fiscales también por lo que tardará un tiempo en que estos se recuperen.

  13. Alma Amaya Respuesta

    Excelente artículo, es un tema del momento, la crisis que dejar ésta pandemia es a nivel mundial, hay que buscar estrategias de nivelación en bienestar de las naciones.

  14. Nadia Castillo Respuesta

    Los efectos a nivel mundial que ha ocasionado la pandemia es enorme, y en la parte economía a dejado un efecto de baja producción financiera en cuanto a las proyecciones de las administraciones tributarias. Lo que conlleva realizar una serie de medidas de ayuda y de practicas poco comunes para obtener resultados favorables para dichas administraciones, con estrategias de descuentos porcentuales y alargar los plazos de pagos de impuestos para ayudar a los contribuyentes por los efectos de la pandemia.

  15. Paola Leiva Respuesta

    Un blog muy interesante, y con apreciaciones muy acertada, ya que actualmente la recaudación se ha visto muy deteriorada, por las afectaciones de la Economía, teniendo implicación directa en el cumplimiento de las obligaciones, así mismo que las Administraciones Tributarias deben hacer su tarea de recaudación de forma sutil, a pesar de las medidas de alivio que los gobiernos estén otorgando.

  16. Diego Tello Respuesta

    Muy buen aporte el de este articulo. Sin duda alguna la pandemia hizo caer la economía de manera global y no parcial. Tremendo reto al que se enfrentan los gobiernos de los países que han sido sacudidos severamente. Podemos observar como las potencias, que viven en el primer mundo han tocado fondo. Esto nos lleva al análisis que el reto es mayor en los países en vías de desarrollo. Claro ejemplo es nuestra Honduras, una caída de mas de 9 mil millones de lempiras en recaudación de impuestos, nos hace ver que la situación es agobiante. Pero con una excelente gestión y las herramientas necesarias, paso a paso se puede sacar al país adelante. Considero que es fundamental la transparencia del gobierno, la buena inversión de los fondos aprobados para la crisis y el uso de las personas intelectuales necesarias para guiar este barco que busca salir a flote en medio de una terrible tormenta.

  17. Víctor Torres Respuesta

    Apreciados colegas, agradezco sinceramente vuestros valiosos comentarios, que me recuerdan los varios problemas comunes que debemos enfrentar en nuestra región.

  18. Indira Ramirez Respuesta

    Sin duda esta crisis lo que trajo y lo que nos dejara es una baja en la recaudación. Lo poco que se tiene debe de manejarse con excelencia, con transparencia , con equidad, sin malgastar en cosas innecesarias, cosas que no vienen al caso. Pero de esta se puede salir solo hay que utilizar todos los recursos y volver a levantarnos de esta crisis mundial.

  19. Lesly Nohemi Torres Respuesta

    Excelente Blog. bastante acertado conforme a la situación económica actual, en este momento de crisis es imperativo el buen uso de los recursos disponibles y la revisión de la política fiscal de todos los países es necesaria para recuperar las perdidas ocasionadas por la pandemia, ya que esta situación llego a sorprenderlos a todos, razón por lo que se requiere creativa para alcanzar la recaudación a menor tiempo posible.

  20. Kenia Garcia Respuesta

    Muy buen punto, actualmente estamos en la incertidumbre, donde se debe adoptar medidas que sean eficientes, ya que no habrá de otra que acudir a los préstamos con los organismos internacionales.

  21. Juan Ramón Perdomo Respuesta

    Muy interesante y actual el tema, debido a que esta situación de la pandemia es a nivel mundial, ninguno de los países pudo prevenir esta debacle económica lo que conlleva a las administraciones tributarias a replantear sus políticas fiscales, como de costumbre los países pobres son los más afectados y tendrán que buscar financiamiento y refinanciamiento externo, la meta para recaudación de impuestos no se lograra y esto se vuelve un reto para los gobiernos debido a que vienen recortes a sus programas y proyectos, pero es hora de unirnos y empezar a trabajar.

  22. Sury Dominguez Respuesta

    No cabe duda que aunque se han tomado medidas de alivio fiscal para que las empresas puedan hacer frente a otras obligaciones y así dinamizar un poco la economía y proteger la sostenibilidad de los empleos. Esto tendrá un gran impacto en las finanzas del país generando una mayor brecha en el déficit fiscal, alterara el flujo de ingresos del estado, generara dificultades para hacerle frente a los gastos venideros.

  23. Esther Virginia Virginina Bueso Elvir Respuesta

    Buenas tardes!
    Excelente articulo. Las crisis, cambios y conflictos están presentes de generación en generación. Se afectan las economías, todo ese actuar que generamos por medio de nuestras economías. Actualmente tenemos un panorama difícil en la economía mundial, el impacto de la pandemia Covid-19 es real, nuestras vidas han cambiado!!, debemos ser consiente de esta nueva normalidad. Ánimos arriba tenemos que ser valientes y trabajar, generar acciones de cambio en nuestras familias.

  24. Vivian Lorena Arriaga Lopez Respuesta

    Tema de interés muy claro, estamos en proceso difícil a nivel mundial el impacto en la economía será grande, en este sentidos los paises deberán implementar procesos efectivos, que sin duda deberán ser implementados o asistidos por las Administraciones Tributarias, considerando que no todas las funciones de la Administración pueden efectuarse, deberá tener estrategias creativas y prepararse para lo que se viene, debido a que el riesgo por incumplimiento fiscal aumenta en épocas de crisis. No será una tarea fácil, pero con responsabilidad de todas las partes, creando mejores atenciones de servicios para los Obligados Tributarios talvez la recaudación no aumentara pero que lo recaudado sea realmente transparente.

  25. Lesly Torres Respuesta

    El papel de la Administración Tributaria en la Post Crisis del COVID-19, será fundamental para coadyuvar al crecimiento económico de cada país, y sobre todo para los países en vías de desarrollo, debiendo establecer políticas fiscales que permitan una mejor recaudación, así como mejorando los servicios para los Contribuyentes, teniendo siempre presente, tal como se expone, una fiscalización focalizada para afrontar los nuevos retos para.

  26. Norman Williams Respuesta

    Excelente artículo Victor !! Solo agregar que, por propia experiencia, las áreas de fiscalización están bastante preparadas para adaptarse «al teletrabajo». Hace años que trabajan por resultados y, excepto las verificaciones -in situ-, no creo existan otros inconvenientes para perseguir el fraude bajo esta nueva modalidad. Mucho menos inconveniente tendrás las verificaciones de escritorio.
    Gran trabajo tenemos en Latinoamérica.
    Por un sistema tributario mas eficiente y justo.
    Felicitaciones.

  27. Luis Narro Forno Respuesta

    Víctor, tu párrafo final es notable, proponiendo algo que, lamentablemente en nuestro país, es poco común: la priorización del servicio al contribuyente y el uso intensivo de las TIC para programar una fiscalización focalizada, yendo «directo al bull».

  28. Dunia G. Respuesta

    Referente al tema expuesto lo considero muy acertado a los efectos que la pandemia está ocasionando en el mundo, sin embargo, considero que los países deben de saber invertir adecuadamente los recursos que tienen en parar el contagio y así poder reaperturar la economía, esto implicaría que iniciaría nuevamente el cumplimiento de las obligaciones e iniciara la Recaudación de Impuestos; las Administraciones Tributarias jugaran un papel importante deberán trabajar en estrategias para que las empresas cumplan sus obligaciones correctamente.

  29. Hector Alfredo Galo Respuesta

    La situación económica en el mundo entero, esta siendo flagelada por un evento que jamas en la historia había sucedido, la recesión económica va en aumento en honduras, ya que siempre el obligado tributario esta acostumbrado a declarar sus tributos y esperando una condonación para pagar sin interés ni recargos por multas, esto ha permitido que los ingresos para el estado hayan sido muy raquíticos y en estos últimos 3 años se han implementado medidas de recaudación mas atractivas y normas de incentivo para atraer la atención del obligado, haciéndole ver que es una responsabilidad pagar sus impuestos, sin embargo este nuevo evento mundial el Corona-virus, hará que nuestro país tenga un retroceso en la economía y una mayor taza de desempleo

  30. Vivian Hernandez G. Respuesta

    En relación a la Administración Tributaria tendrá el papel mas importante posterior a la pandemia, siendo pues la encargada de la recaudación de los impuestos derivándose mediante la recaudación a que la economía se equilibre.

  31. Cindy Saray Guzmán Zepeda Respuesta

    Excelente tema muy acertado el contenido de este. Los gobiernos en Especial los de América Latina deben ser transparentes en el uso de los recursos. Es imperativo que los recursos sean utilizados para satisfacer las necesidades que demandan los hospitales públicos proveerlos de los insumos necesarios para lograr hacer frente a la crisis generada por la enfermedad del COVID-19, que se creen políticas públicas que apoyen a los pequeños y medianos productores y que las ayudas lleguen a las personas que en realidad no poseen el capital económico para hacerle frente a la pandemia.

  32. César Orellana Respuesta

    Excelente artículo nos da un panorama mas claro con respecto a lo que les espera a los piases en materia económica después de la pandemia, es sorprendente saber que esta recesión económica podría ser mayor que la que se vivió para la primera guerra mundial. Sin duda todos los piases y en especial Honduras tienen que empezar a administrar el dinero de manera mas inteligente para poder hacerle frente al tiempo sombrío que se aproxima.

  33. Susan Perez Respuesta

    Muy buena Información ya que para todos los países del mundo será difícil el tema de la economía por lo efectos ocasionados por la pandemia, por lo cual se deberán establecer estrategias de apoyo para promover una recaudación eficiente, así mismo que las administraciones tributarias creen estrategias para que las empresas que han sufrido perdidas esconomicas debido a esta situación, proponer buenas estrategias de apoyo ayudarían a crear un vinculo de unidad y que los impuestos se paguen a tiempo aunque se les brinde una prorroga considerable que será de mucha utilidad.

  34. Anónimo Respuesta

    Este Articulo es de mucha importancia dejando un panorana amplio a l Administeacion Tributaria que debera replantear la forma de captar lis ingresos tributarios que gan venido a decaer en este tiempo de Pandemia y en general como Pais deja la gran escuela del buen uso que se debe dar a los recursos del Estado, asi como el compromiso durante este tiempo de decadencia economica y posterior a implementar medidas economicas y de captacion de ingresos que aseguren el bienestar general y economico del Pais en tiempos dificiles.

  35. Yeny Zuniga Respuesta

    El alto impacto que esta pandemia tendra en las finanzas del país y otros en vias de desarrollo generando una mayor brecha en el déficit fiscal, lo cual da pie a que las Administraciones Tributarias replanteen el metodo de recaudacion actual purs esta crisis alterara en estos momentos el flujo de ingresos del estado y que generara dificultades para hacerle frente a los meses y años posteriores

  36. Cindy Ponce Respuesta

    El actual virus vino a agudizar mas la crisis económicas y políticas a las que se enfrentaban los países de América Latina, estoy de acuerdo con el autor, es muy difícil para los gobiernos construir hospitales o mejorar la calidad de estos en tan solo pocos días, y las medidas que estos van tomando lo hacen sobre la marcha conforme los contagios por el virus se detiene o continua esparciéndose, y aun cuando se establecen medidas de prevención la población decide evadirlas para poder obtener ingresos para alimentar a sus familias, volviéndose esto su prioridad debido a la dependencia que tienen al sector informal de la economía y lo hacen aun sabiendo el riesgo que hay de contagiarse. Se espera que los gobiernos tomen las mejores medidas para reducir el fuerte impacto del virus sobre la economía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscripciones CIAT

Navega en el sitio sin restricciones. Consulta y descarga los contenidos.

Suscríbete a nuestros boletines electrónicos:

  • Blog
  • Oferta Académica
  • Informativo
  • Publicaciones
  • Alerta de Noticias

Activar suscripción

Miembros CIAT

Representantes, Corresponsales y Personas autorizadas (AT)