Los retos tributarios frente a la digitalización, la robótica y los posibles viajes y negocios interplanetarios

El rol del Estado en la nueva realidad.

Pocos de nosotros, quizás, recordemos una serie futurista, conocida como “Los Supersónicos”[1], la que, sin dudas, se anticipó muchos años, imaginando una realidad, en algunos aspectos, muy semejante a la de estos tiempos, delineada a partir de la implementación de las medidas de confinamiento y aislamiento, para contener el covid-19 y la posterior “nueva normalidad” instaurada, con sus protocolos sanitarios.

En la realidad imaginada, la digitalización y la automatización habían copado la vida de esta familia (teletrabajo, ocio y diversión virtual, videoconferencias, obtención de alimentos de alta calidad con sólo un botón, telemedicina, uso de pantallas, etc.); los robots solucionaban los problemas y necesidades, pero seguramente -y eso no se mostraba- habían desplazado a muchos humanos de sus trabajos; el transporte era a través de autos voladores; los viajes y negocios interplanetarios eran posibles, etc. Traer el recuerdo de esta serie nos permite hacer un interesante ejercicio intelectual, de tratar de imaginar cuál sería el rol del Estado y en particular, definir qué importancia revisten los impuestos en tal contexto.

El avance disruptivo de la digitalización en la vida social y económica en los últimos años, con mayor intensidad a partir de la pandemia de covid-19, plantea un nuevo paradigma, donde el Estado tendrá un rol importante pero diferente al que conocemos.  En particular, la actividad económica y el empleo no serán como los que conocimos, razón por la cual los Estados deberían dedicar esfuerzos en ocuparse del porvenir del empleo, para no verse sorprendidos, como sucedió con la pandemia.

La nueva actividad económica será digitalizada, donde algunos sectores económicos crecerán, otros se reformularán y otros, tal vez, desaparecerán. El empleo recibirá los embates de los cambios en el sector económico -desempleo, demanda de nuevos perfiles, etc.- La mayor presencia de la robótica en la actividad económica desplazará a muchos trabajadores de tareas simples, pero la inteligencia artificial plantea incluso afrontar trabajos más complejos, con algoritmos e información suficiente. Valga como ejemplo que hoy una vivienda y hasta un edificio pueden construirse con una impresora 3D. Por su parte, la proliferación de las monedas digitales (bitcoin, etc.) quitará protagonismo a los Estados, quienes hoy tienen el monopolio de la emisión de dinero.

Por otro lado, en esta sociedad digitalizada, los Estados facilitarán los bienes y servicios, como así también practicarán, los respectivos controles, utilizando estas tecnologías. Las novedosas tecnologías como blockchain irrumpen no sólo para la emisión de las monedas digitales, su ámbito de aplicación es amplísimo, destacándose el caso del “e-Estado” de Estonia, que la utiliza para sostener y proteger (X-Road) la sorprendente digitalización de las actividades[2].

Los Estados, en esta nueva realidad, seguirán con su función básica de provisión de bienes y servicios públicos, propiciando un desarrollo económico inclusivo y sustentable, es decir que incluya elementos de justicia social y cuidado del medioambiente. Sin dudas la regulación (deberes y derechos de los ciudadanos) y la administración de justicia serán elementos claves de la gestión del Estado del futuro. El avance de la digitalización y la automatización plantea, además, ciertos dilemas éticos y morales que deberán ser debatidos por la sociedad (por ejemplo, la privacidad de las personas, el secreto de los algoritmos utilizados por el Estado, etc.).

En ese contexto, la fuente natural de financiación de la actividad estatales, seguirán siendo los impuestos, que serán aplicados en un contexto económico donde las empresas no tendrán presencia física, o la misma será mínima, en los territorios nacionales, pero los usuarios residentes en los mismos crearán valor para aquellas (importancia de los datos), que se verán reflejados en los importantes activos intangibles, principalmente de marketing. Las redes sociales, el acceso remoto a material audiovisual, la economía colaborativa, la utilización de mercados y pagos electrónicos, las transacciones en la nube, etc.  ocuparán a pleno la vida social y económica.

El avance de automatización y la incorporación de robots implicará la destrucción de empleos y ello generará la imperiosa necesidad de atender el desempleo -problema que se agudizará si consideramos el aumento natural de la población- y las desigualdades de oportunidades y acceso que puedan generarse y las que se arrastran históricamente, por ejemplo, alta concentración del ingreso, flagelo en América Latina.

El mundo laboral, además de incorporar el teletrabajo, se verá reformulado con la economía colaborativa o “sharing economy” y también por la denominada “gig economy” o economía de pequeños encargos por un tiempo y encargo concreto.

El espacio más allá del planeta Tierra ofrece una atractiva posibilidad de explotación de recursos minerales y de otro tipo de negocios, de viajes interplanetarios e interestelares e incluso de cambios de residencia, que generan nuevas incógnitas sobre el rol del Estado, la soberanía nacional y los impuestos.

La vida social y económica digitalizada

El avance del comercio electrónico desde fines de los ’90[3] y la omnipresente economía digital desde el Plan BEPS (2013-2015) patearon el tablero de la tributación internacional y de los principios que la sostuvieron durante muchísimos años.  Las clásicas definiciones de potestades tributarias soberanas, basadas en los criterios de fuente y residencia; la tributación de las rentas empresariales en el Estado de residencia, salvo que en el Estado de la fuente existiera una presencia física con un Establecimientos Permanente; el principio de entidades separadas; las directrices de Precios de Transferencia, etc., no dan respuesta acabada a los modos de negocios digitales variados y complejos. Una presencia económica relevante o en su caso una presencia digital en un territorio pone en evidencia la inequidad en el trato tributario respecto de otros negocios con presencia física.

Desde la OCDE, buscando un consenso internacional para este año, se planteó con el Pilar 1 una opción de tributar en aquel Estado donde se crea valor. Se destaca así la importancia que tienen los consumidores y usuarios en la creación de valor, de ahí la propuesta que los Estados donde se ubiquen los mercados puedan obtener impuestos de las rentas -no rutinarias-. Por su parte, el Pilar 2 propone una imposición mínima que recaudería el Estado de residencia de sus filiales o la posibilidad de rechazar exenciones o deducciones que no hayan tributado en el otro Estado.

La robótica e inteligencia artificial

Ante el desplazamiento de mano de obra por la automatización de los procesos productivos y comerciales, surge la inquietud de cómo financiar la destrucción de empleo y/o la reconversión de aquella en su caso, es por ello que algunas voces proponen un impuesto a los robots (quizás como un desincentivo o compensación). Estos son herramientas de trabajo, cuyo titular tendrá que darles el tratamiento correspondiente a la maquinarias y equipos, pero en este contexto de reemplazo a gran escala de empleo, la cuestión adquiere aristas peculiares.

Los viajes y negocios interplanetarios

No resulta extraño, escuchar de planes para viajar al espacio, a la Luna, a Marte y más lejos, lo que nos lleva a reflexionar cómo los sistemas tributarios podrían hacer frente a algunos aspectos de la explotación económica en el espacio (por ejemplo, minería lunar y en los asteroides), los viajes interplanetarios e incluso interestelares. Se ha llegado a proponer un impuesto espacial para que la explotación de los recursos espaciales pueda beneficiar a toda la humanidad[4].

El derecho internacional acordado, coloca la explotación de los recursos naturales en el espacio en una zona gris. Es así que el artículo II del Tratado del Espacio Ultraterrestre prohíbe la «apropiación», previendo que «el espacio ultraterrestre, incluida la Luna y otros cuerpos celestes, no está sujeto a la apropiación nacional por reclamo de soberanía, por medio de uso u ocupación, o por cualquier medio «. Por otra parte, el artículo I del Tratado, estipula que» el espacio ultraterrestre, incluida la Luna y otros cuerpos celestes, será libre para la exploración y el uso de todos los Estados sin discriminación de ningún tipo, sobre una base de igualdad y de acuerdo con el derecho internacional, y habrá libre acceso a todas las áreas de los cuerpos celestes”.

El entorno espacial, plantea un necesario y anticipado debate respecto de la soberanía tributaria de los Estados, sujetos alcanzados, hechos imponibles, gestión de recaudación y su finalidad, etc. Un nuevo capítulo de la tributación será necesario abordar en este ámbito desconocido, aunque auspicioso.


[1] La serie fue creada en 1962 (“The Jetsons”). Planteaba la vida de una familia en el año 2062 en casas suspendidas en el aire mediante enormes soportes y se transporta en automotores aéreos. Esta serie no tuvo la popularidad de “Los Picapiedras”, que planteaba un contexto prehistórico. En esa época de nuestra infancia, paradójicamente era más atractiva para los televidentes la vida prehistórica (de alguna forma conocida) que el futurismo (totalmente desconocido, máxime en los años ’60 cuando se crea la serie) que se anima a plantear aquel programa televisivo, pero hay que reconocerle el gran mérito de imaginar una realidad, con muchos puntos de contacto con la actual y la que viviremos en próximos años.
[2] El 70% del PIB se conforma por el aporte del sector de servicios y de aquellos relacionados con las TIC. Es el primer país 100% digital. En este país, el 88% de las personas navega por Internet a diario y el 87% de la población, de entre 16 y 74 años, se conecta al portal gubernamental.
[3] Ya en esa época se planteaba la desmaterialización, desintermediación y desterritorialización con el uso de internet en los negocios y los desafíos comenzaban a vislumbrase para los Estados y sus fuentes de recaudación fiscal.
[4] Milan Mijovic (2018) – “Taxation of outer space: a next step for space exploration?”.

 

3,982 total views, 3 views today

46 comentarios

  1. Carlos Ramirez Respuesta

    Hoy crearon en Net…..x una identica al nombre Jetsons vrs Robinsons en la llamada Perdidos en el Espacio. Aunq ud no lo crea.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      Hola Carlos!!! Todo vuelve y se recicla. Saludos

  2. MARÍA CRISTINA RODRÍGUEZ VILLARREAL Respuesta

    Cordial saludo,
    soy María Cristina Rodríguez Villarreal, actualmente vivo en Colombia (Barrancabermeja-Santander) y estudio Derecho en la Universidad Cooperativa de Colombia. Quiero expresar que me ha gustado y llamado la atención el presente artículo por la forma en la que usted nos hace vislumbrar e imaginar el futuro que nos espera a todos, por el simple hecho de estar con vida. Para nadie es un secreto que los tributos son IMPORTANTES y NECESARIOS para mantener los gastos del mismo estado y que por consiguiente, nosotros debemos cumplir con aquel deber de CONTRIBUIR, el cual se ha establecido a través de la constitución, ley, reformas tributarias y otras. Sin embargo, teniendo en cuenta que estamos en una época de pandemia, la cual nadie esperaba o veía venir tan pronto, tengo la curiosidad de saber si en el país en el que usted reside Dr. Pablo, ¿los gastos de las personas contagiadas quién los ha asumido? ¿el mismo Estado o cada ciudadano? ¿la vacuna contra el Covid-19 será gratuita o ustedes deberán pagar para obtenerla? en dado caso que sea gratuita ¿el estado tiene la posibilidad de generar un incremento de acuerdo a la capacidad económica que ostenta para contribuir? y en dado caso de que cada ciudadano la deba pagar ¿podrá tomar alguna acción jurídica contra el Estado por no asumir dicha responsabilidad?, me gustaría saber esas respuestas para crear así una comparación entre su país y el mío, teniendo en común el tema de los tributos en plena pandemia.
    Ahora bien, frente al tema de la tecnología, la cual hoy por hoy ha sido muy RELEVANTE para cada uno de nosotros, ya que nos ha permitido realizar un sinnúmero de tareas, generando así mayor responsabilidad y «eficacia», quiero contarle que en mi país llevar esta situación ha sido algo complicada, porque algunas personas no cuentan con los medios tecnológicos que les exige el teletrabajo o se niegan rotundamente utilizar este nuevo sistema que por lo visto será el que reemplacé a lo presencial. En Colombia, para algunos abogados o juristas, tener un sistema digitalizado ha sido un caos y de esta manera se han tenido que retirar de esta hermosa profesión o ejercicio. A mí me gustaría saber cómo se ha manejado el tema de las audiencias en la virtualidad en su país ¿Cómo ha sido la aceptación por los profesionales del derecho?, ¿se llevarán a cabo solo audiencias virtuales en lo que queda de los siglos?. Siempre he creído que el hombre debe evolucionar de acuerdo a sus necesidades y adversidades, y ya es hora de que aprendamos a salir adelante con lo que hay y le saquemos frutos a las herramientas tecnológicas a pesar de que no sean tan seguras… ¿Cómo el Estado podrá brindarnos la seguridad y protección de nuestros datos a través de plataformas virtuales? aquí en mi país es un desastre… la normatividad colombiana que tenemos tiene demasiadas falencias y los profesionales competentes no lo han sabido manejar o dar la importancia que debe merecer. Por tanto, desde esta perspectiva considero que nosotros aún no estamos preparados para ir a otros lugares fuera del planeta, porque si aún no hemos sabido manejar un pequeño espacio que es la tierra y que desde hace rato ha estado constituida (ya son 2020 años), yo no me imagino en otro lugar, en donde aquella persona que tenga más poder (dinero) quiera ser el soberano y poner IMPUESTOS o TRIBUTOS a su antojo para obtener beneficios solo para él.
    En realidad, el tema da mucho para hablar y cuestionar, pero no quiero abusar de este medio. Ojalá nos podamos contactar y tener una grata comunicación, pues me gustaría generar un derecho comparado entre su país y el mío, en aras de ampliar más mis conocimientos.
    Muchas gracias Dr., espero lograr una grata comunicación con usted a través de este medio que nos permite la virtualidad.

  3. JESSICA MARIA RODRIGUEZ ACERO Respuesta

    Estimado: Pablo Porporatto
    ¡Excelente post!
    En efecto, concuerdo que el peso de la economía digitalizada se ha convertido en el motor de las economías más avanzadas, Algunas fuentes aseguran que representa el 20% del crecimiento del PIB, tenemos que esta realidad afecta a empresas de todos los sectores, pero no todas están en la misma fase de desarrollo. Mientras algunos autores aseguran que la digitalización es el gran motor de generación de riqueza y empleo, estimaciones de análisis econométrico asegura que en el 2011 la digitalización contribuyó en más de 193 mil millones de dólares a la economía mundial y generó alrededor de 6 millones de puestos de trabajo, otros afirman que la digitalización es una fuente potencial de desigualdad socioeconómica, esta segunda escuela insiste que, a pesar del crecimiento constante de la productividad, la riqueza y los beneficios, el trabajador es hoy más pobre que hace 15 años.
    Ahora bien, según el último informe realizado por Cisco ‘The Role of Technology in Powering an Inclusive Future’, Cisco señala tres barreras principales en la brecha digital: conectividad, acceso a Internet asequible y competencias digitales, por lo tanto, parece que mientras que la tecnología avanza rápidamente, las organizaciones y nuestras competencias profesionales lo hacen despacio. El 43% de los empleadores indican que no encuentran los trabajadores con los conocimientos y las competencias adecuadas, mientras que más de 75 millones de jóvenes en el mundo están sin trabajo. Si se interpreta que el aprendizaje ya no es una cuestión sólo de accesibilidad al conocimiento ni una cuestión exclusiva de asimilación de contenidos, entonces de lo que se trata es de ser capaces de asimilar valores y procesos y de adquirir habilidades y competencias como el trabajo colaborativo y en equipo, la gestión del tiempo, la capacidad de buscar, filtrar y priorizar información.
    con respecto al tema de la robótica e inteligencia artificial concuerdo contigo ya que la robótica tiene como objetivo que los robots puedan realizar tareas de forma autónoma, y también a que sean capaces de tomar decisiones sobre qué hacer en un entorno determinado de trabajo bajo unos parámetros preestablecidos. Teniendo en cuenta lo dicho anteriormente esto presenta un riesgo muy alto debido a que es muy probable que se puedan presentar niveles de desempleo muy altos.

    Un Saludo desde Colombia.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      gracias Jéssica. Aunque no lo he abordado ciertamente la digitalización plantea algunos problemas y el riesgo de aumento de la desigualdad está latente. Saludos

  4. LAURA LIZETH BERTEL DURAN Respuesta

    Hoy nos encontramos ante una nueva oleada de innovaciones tecnológicas. Todas las anteriores han mejorado el bienestar humano en términos generales, pero también han generado dilemas, problemas y perdedores. Ahora, nuestras expectativas sobre la revolución digital son confusas. En primer lugar, porque, a pesar de la velocidad de los cambios, atravesamos un período de inusitada atonía en el crecimiento económico. Y porque, además, no sabemos el impacto que tendrán los robots, la inteligencia artificial y los algoritmos en el empleo y la distribución de la renta. Ahora bien, con todo este tema de la pandemia, se ha visto la rápida adopción de la tecnología en los clientes, quienes están cambiando sus actividades en linea mas rápido que nunca; la institución financiera VISA confirmo que para mayo de 2020 las compras e linea esenciales como alimentos, medicamentos, y gastos generales, fue un 5.8 % mayor a las compras en físico, siendo esta una prueba fehaciente de que nuestro día a día se esta volviendo mas digital; aun que la mayoría de las empresas ya vienen trabajando en abrir sus canales digitales, también se vieron muchas afectadas por estar atrasados en información y no haber comprendido la importancia de la transformación digital, viéndose prácticamente obligado a saltar los escalones con tropiezos e imprevistos; ahora pensando en el ESTADO, pienso y creó que es fácil analizar que lo que se necesita invertir en formación, si estamos viendo que el futuro esta mas próximo y esa descabellada idea que mostraba la serie de televisión mencionada por el autor de este pots, se debe formar profesionales en esas nuevas tecnologías, formar profesionales capacitados para afrontar el futuro próximo, invertir en educación disruptiva, una carrera por ejemplo en: asistencia en teletrabajo, administradores de empresas digitales, formadores de emprendedores, si el mundo esta cambiando a pasos agigantados y no estábamos preparados, ahí esta la clave: preparemos profesionales para el futuro, muy interesante tu Post, saludos desde Barrancabermeja – Colombia.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      Gracias Laura, destaco la necesidad de formar profesionales preparados para interactuar en el nuevo contexto. Slds

  5. Gina Paola Davila Martinez Respuesta

    Excelente post sr Pablo.
    El tremendo progreso en las comunicaciones y la tecnología de la información allanó el camino para el advenimiento de lo digital. Esta situación nos lleva a señalar que la mayoría de las operaciones comerciales hoy en día se realizan a través del comercio electrónico, lo cual es una realidad inevitable, en las últimas décadas el comercio electrónico ha sido testigo del auge y revolución de diversas formas de plataformas digitales. Sin embargo, estos nuevos modelos de negocio digitales implican una complejidad legal significativa de la tributación pero no es inmune a estos desafíos, por lo que hemos visto cómo los sistemas tradicionales de derecho tributario internacional, como el establecimiento permanente y los precios de transferencia, se ven erosionados y amenazados con la llegada del mundo digital.
    Soy estudiante de Derecho de la Universidad cooperativa de Colombia sede Barrancabermeja, un gran saludo.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      Gracias Gina, la complejidad tiene que ver con la variedad de los negocios que plantea la economía digital y la rápida evolución en los mismos. Slds

  6. María Teresa Fernández Rangel Respuesta

    Hola, un cordial saludo
    Mi nombre es María Teresa Fernández Rangel, estudiante de derecho y vivo en Colombia. Analizando su postura quiero manifestarle mis felicitaciones, es un excelente post, un artículo que se enfoca en la realidad que vivimos actualmente en el siglo XXI, donde la tecnología se ha convertido en una parte esencial de nuestras vidas, ya sea en ámbitos familiares, educativos o laborales.

    Frente a la misma, de manera respetuosa quisiera manifestarle mi opinión al respecto. En lo personal, considero que la sociedad a medida en que va avanzando en su desarrollo, genera una adaptación a los cambios que se van presentando, pues a mayor tecnología más son los procesos que se facilitan y que ayudan con el desarrollo de la comunidad, es por ello que la llegada de esta pandemia (Covid-19) lo que hizo fue facilitar más el proceso de adaptación a la vida tecnológica apoyada por la inteligencia artificial; pues si bien sabíamos que existía la posibilidad de implementar teletrabajo, de hacer transacciones electrónicas, de comprar en línea, solo fue hasta la llegada del virus que se vio la necesidad de su implementación. A estos cambios que se presentan dentro de la sociedad, es menester del Estado regular toda relación que, con la tecnología, los ciudadanos van formando. No puede entonces perder la máxima autoridad el sistema de tributación, puesto que los tributos como lo define por ejemplo nuestra constitución colombiana, sirven para el mantenimiento y financiamiento de los gastos del Estado, entonces la misión del Estado es actualizarse a la “nueva normalidad” de nuestro desarrollo como sociedad, regular esas creaciones de empresas digitales, las transacciones, el comercio en línea y la implementación de la moneda digital para así crear una tributación en ese aspecto.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      gracias María Teresa, el rol del Estado regulando esta nueva normalidad será esencial para asegurar aprovechar al máximo las TIC evitando abusos a consumidores, contribuyentes, etc. Slds

  7. LUISA FERNANDA ZUÑIGA NIÑO Respuesta

    Muy buenas noches a todos soy Luisa Fernanda Zuñiga Niño de Colombia, Barrancabermeja (santander), dando un aporte a este blog propuesto por el autor pablo porporatto, es evidente que nos encontramos en tiempos de covid 19 y todo está girando en torno a lo digitalizado y que todo se está manejando desde el internet y desde la robótica, de igual manera es un mecanismo que ha sido utilizado para gestionar el panorama fiscal cambiante, junto con el uso cada vez mayor dentro del análisis, en las autoridades fiscales y los asesores fiscales, ya que están comenzando a explorar las posibilidades de implementar estos estudios de datos sofisticados e Inteligencia Artificial (IA) en impuestos; que tiene como principal objetivo facilitar el cumplimiento y sobre todo lograr ayudar a los profesionales y a sus clientes con los problemas más comunes. Aunque, Si bien es cierto, el análisis de datos ha recibido mucha atención, la Inteligencia Artificial en impuestos es un fenómeno relativamente nuevo.
    En nuestra actualidad la inteligencia artificial está abarcando casi toda la humanidad, en sentido de esto se debería colocar impuestos a esta nueva realidad, que de una u otra manera ha venido afectando el empleo, esto lo podemos evidenciar ya que hasta el momento existe una tasa de desempleo muy alta por esta pandemia llamada Covid 19 (aunque nunca han sido muy buenas estas tasas) es claro que esta situación logro empeorar más de lo normal el panorama del desempleo; ¿por qué? Hemos presenciado que durante estos tiempos en las empresas se realizaron reducciones de empleados y todo se viene manejando remotamente, de esto me surgen los siguientes interrogantes: ¿es posible que estas empresas pueden reducir sus impuestos al estado y permanecer con sus empleados? ¿Pueden estas empresas controlar todo desde un robot sí que esto tenga beneficios para el estado por medio de lo tributario?
    En cuanto a este blog, comparto la proposición que se hace en aplicar impuestos a los viajes espaciales o interplanetarios, ya que de esto se puede beneficiar toda la humanidad, y desde hace años esto ha venido siendo una sistematización en la cual se ha logrado la realización de viajes espaciales, se puede combatir la basura espacial con un impuesto; esto debido a que se estima que unos 20.000 objetos, incluidos los satélites y los desechos espaciales, están abarrotando la órbita terrestre baja; Esta ha sido considerada como una tragedia de los bienes comunales, advierten los investigadores: cada operador lanza más y más satélites hasta que su riesgo de colisión privado sea igual al valor del satélite en órbita, es por esto necesario que se pueda combatir toda esta basura espacial con impuestos
    Gracias a todo esto es más que claro que aprenderemos de esta nueva realidad muchas cosas y que el estado por medio de la tributación podrá garantizar a toda la población lo recursos básicos y el trabajo virtual pasara a un segundo plano, porque siempre se va a necesitar a alguien para alguna labor específica, la tributación es muy necesaria, pero sabiendo distribuir esos recursos, que necesariamente sea para necesidades básicas y todo no se vuelva corrupción. Muchas gracias esta ha sido mi intervención y muchas gracias por esa buena información del blog.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      gracias Luisa, muy interesante el alerta que planteas respecto de la basura espacial y la posibilidad de aplicar impuestos para aquellos que perjudiquen con dichos desperdicios la órbita del planeta. Slds

  8. Pablo Porporatto Respuesta

    Hola María Cristina, muchas gracias por la lectura y tu comentario. Comparto contigo que la pandemia de la covid es nuestra urgencia hoy y los Estados están tratando de contener sus efectos tanto en la reducción de ingresos (producto de la merma en la actividad económica y el empleo) como así también en el aumento del gastos, por la mayor asistencia para sostener el sistema de sistema de salud como así también la actividad económica y el empleo. En mi opinión tanto el sector privado (incluyendo profesionales) como el sector público se están llevando muy bien con la digitalización, es más me animo a decir que el teletrabajo vino para quedarse. En cuanto a los viajes espaciales y la explotación económica será el próximo paso y desde el punto de vista tributario hay que revisar algunas cuestiones. Muchas gracias. Saludos cordiales

  9. Jean Carlos Resarte Quiroz Respuesta

    Muy buenos días. Soy estudiante de la facultad de Derecho, Universidad Cooperativa de Colombia. Es interesante y excelente el presente artículo, porque aborda un tema de gran importancia para el presente y el futuro de la tributación, debido a la aplicación de las nuevas tecnologías de la información y la automatización de los procesos económicos.

    Desde luego, varios Estados, especialmente Colombia, se encuentran obsoletos porque no han regulado o proyectado la forma de obtener recursos por medio de las nuevas prácticas económicas y comerciales.

    Es así como el estado colombiano aún carece de las herramientas para regular el nuevo mercado de bienes y servicios, que pertenece al campo de las redes sociales, marketing, comercio electrónico y la monetización digital. Muchas personas están empleando este nuevo mercado, ya que los mercados tradicionales junto con las políticas estatales no han podido solucionar los problemas del desempleo y la formalización de personas sin empleo u ocupación.

    Por ende, considero que estos estados deben iniciar una evaluación y proyección de este nuevo mercado, con el fin de crear la regulación de las nuevas practicas comerciales, que permita su intervención y su provecho para el cumplimiento de los fines esenciales del Estado.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      Gracias Jean, estamos ante una situación donde lo urgente nos tapa lo importante, dado que la pandemia de covid ha generado daños tremendos en términos de vidas perdidas y también de cierre de empresas y desempleo. Pero comparto contigo que es necesario que los Estados comiencen a trabajar en estas materia importantes. Slds

  10. Laura Melissa Ellis Jimenez Respuesta

    Cordial Saludo Doc. Pablo,
    Me permito presentarme, mi nombre es Laura Melissa Ellis Jimenez y soy de Colombia, me parece muy interesante el planteamiento que realiza sobre la sociedad post pandemia, la idea de que los estados deben pensar en alternativas de digitalización sobre el sistema económico, político y social, el problema en el caso de mi país es que estamos muy atrasados en el tema de la tecnología; es claro que nadie estaba preparado para esta pandemia, nos tomó por sorpresa y se tuvieron que tomar medidas apresuradas e improvisadas, pero en el caso de Colombia las tecnología de la información no se usan apropiadamente, y por esto que se presentan fallos y retrasos en todos los ámbitos, ya que actualmente todo se esta llevando de manera virtual, desde mi experiencia en el ámbito del derecho (que es la carrera que actualmente me encuentro estudiando) se han presentado muchos problemas por la virtualidad, al principio de la pandemia la rama judicial se puso en pausa mientras se buscaban los mecanismos adecuados para llevar a cabo las audiencias, presentación de demandas, revisión de procesos, etc… El problema es que cuando se reanudó el sistema judicial, este no contaba con la capacidad necesaria para la cantidad de personas que necesitaban de este sector, por esto se han presentado atrasos en los procesos, por lo que me permito preguntarle ¿Cómo considera usted que Colombia pueda avanzar en el tema de la digitalización?
    Ahora bien, el tema del desempleo también es importante, porque si se apuesta por la digitalización es inevitable pensar que muchas personas se verán reemplazadas por la inteligencia artificial, frente a esto se proponen impuestos a los robots, pero ¿Cuál cree usted que puede ser una medida para que Colombia mitigue el desempleo, que eventualmente puede presentarse por el uso de la inteligencia artificial?
    Muchas gracias Doc, encontré muy interesante su postura.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      gracias Laura, la pandemia de la covid19 nos sorprendió a todos y muchos actores no estaban preparados, por ejemplo la justicia. En el caso de Argentina algunos juzgados ya tenía implementado el expediente electrónico con lo cual no existieron mayores problemas y en todo caso se trabajó apresuramente para mejorar el trabajo digital, incluso a través de audiencias virtuales. Slds

  11. ANDERSSON VELEZ ORTIZ Respuesta

    Mi nombre es ANDERSSON VELEZ ORTIZ, Estudiante de la Facultad de Derecho, y la verdad me ha parecido bastante interesante este artículo, teniendo en cuenta la situación que se está viviendo a nivel mundial por consecuencia del virus COVID-19, es por ello, que considero que los Estados tendrán un rol muy importante con relación a la actividad económica y el empleo, pues para nadie es un secreto que este ultimo ha cambiado muchísimo la vida cotidiana de las personas, pues debido a la pandemia han tenido que optar por herramientas diferentes a la presencialidad, esto con el propósito de no perder sus empleos y seguir ayudando a la economía de cada país. Aunado a lo anterior, en esta nueva etapa cada Estado debe ser seguir velando por los fines esenciales, en pro de garantizar a cada ciudadano los bienes y servicios públicos, generando un desarrollo sostenible, en los que se tenga una verdadera justica social y un cuidado al medio ambiente, pues para nadie es desconocido que en esta etapa la tecnología ocupó un lugar importante en la vida de cada uno de nosotros, pues nos ha permitido realizar un sinnúmero de tareas y diligencias, que gracias a los diferentes medios tecnológicos, se han realizado de manera rápida y eficiente, sin embargo, es importante precisar que en muchos países hay muchas personas de escasos recursos, las cuales han sido los más afectados, pues o cuentan con los medios eficientes, para hacerle frente a la pandemia del virus COVID-19.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      Gracias Andersson, comparto lo que dices en cuanto a las personas de bajo recursos que vieron muy afectados por toda esta situación, pero América latina arrastra problemas preexistentes graves que nunca termina de corregir, luego ante situaciones como las que vivimos esas tensiones se agravan afectando en mayor medida a quienes menos tienen. Slds

  12. CAROL TATIANA SANCHEZ HERRERA Respuesta

    Me parece un articulo muy interesante, puesto que habla de la nueva forma de vida que por casos de fuerza mayor hoy en día estamos enfrentando, para nadie es un secreto que teníamos que ir evolucionando paso a paso como lo veníamos haciendo, pero por una razón que todos conocemos ( covid-19) nuestra realidad tuvo que cambiar y empezamos una nueva era de basados en una nueva normalidad.
    Esta era tecnológica trae muchas ventajas consigo, pero ¿cuál es el costo que debemos pagar por esto? también trae muchos factores de cuidado, como bien lo dice el artículo habrá muchas personas que no podrán acceder a un trabajo por que ese trabajo ya lo puede realizar una maquina y a un menor costo y tiempo de lo que lo hacía un ser humano, nos volveremos personas mas sedentarias por que por la facilidad de que existan maquinas que hacen el trabajo por nosotros y con solo un click podamos estar en muchos sitios a la vez, y creo que ya lo estamos viviendo porque desde que empezó la pandemia todo se redujo a un pc o un celular.
    Ahora tocando el tema de lo tributario es normal y necesario que el Estado intervenga por que tiene que existir un ente que regule estos beneficios que en dado caso son recursos de la humanidad, con lo que no estoy de acuerdo es con la guerra de poderes que resultan involucradas y que me parece que los más fuertes son los que sacan la mayor tajada de estos recursos apoderándose de lo que en realidad es de todos.
    Algún día no muy lejano estaremos viviendo en casas construidas en el aire y tendremos transportes aéreos de uso cotidiano y obviamente por esto también pagaremos impuestos por que el Estado es el encargado de regular estos tributos que se hacen necesarios para la contribución del pueblo y que en las manos correctas hacen crecer un país.
    Mi nombre es Carol Tatiana Sanchez H. y soy estudiante de Derecho de la Universidad Cooperativa de Colombia.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      gracias Carol, los Estados debería estar trabajando respecto del reemplazo de mano obra que va a plantear la automatización y la inteligencia artificial, pensando cuál será el empleo del futuro para los seres humanos y mecanismos de compensación incluso de la seguridad social. Slds

  13. marlon hernandez Respuesta

    Cordial y caluroso saludo!
    Mi nombre es Marlon José Hernández atenció, soy de Colombia, estudiante de derecho de la universidad cooperativa de Colombia sede Barrancabermeja Santander, me permito expresarle que me ha gustado mucho este tema expuesto anteriormente por que nos da como una comparación y a la vez una idea de lo que podría ser una realidad en un tiempo no muy lejano como lo es la realidad digitalizada y las nuevas formas de trabajos con el avance tecnológico que se vive hoy en día en el mundo entero.
    También al leer este artículo me causa mucha curiosidad l saber cómo se está manejando en su país estos niveles de trabajos, trasportes, salud vivienda y economía solidaria, teniendo en cuenta que todavía nos encontramos en una época de pandemia, y en una lucha inclaudicable por superar el covid- 19 en el mundo, teniendo en cuenta que en estos momentos el trabajo sobre el cuidado es más una responsabilidad personal, pero con un acompañamiento de parte del gobierno nacional, porque se entiende que es el encargado de velar por la soberanía y la vida de nuestro país, en nuestro caso hemos visto un avance positivo, a pesar de las víctimas que ha dejado este virus, pero también se ha visto la falta de voluntad política, que nuestros gobernantes ejercen para sobre llevar esta pandemia, aunque estamos utilizando la tecnología como un avance de superación para nuestro país, es una realidad que no hemos tomado en serio desde el punto de vista que es algo nuevo, la virtualidad, la falta de garantías tanto como laborales, como de vida misma, la protección que se ha dado, hay trabajos que se pueden llevar desde la virtualidad, pero los trabajos operarios y de fuerza bruta, de las empresas textiles, trasportadoras, marroquinería, obra civil, explotación petrolera y de mas, han sido el claro ejemplo de que esta pandemia ha tenido un mal manejo por parte de los gobernantes, y aunque hemos vinculado la tecnología para tratar de dar un poco de solución y avance para levantar nuestra economía, esto ha sido un trabajo duro, la desaparición de puestos de trabajos, los cortes de comerciales, el marketing y demás algoritmos que se crean en el internet, es lo que se ha tomado como una herramienta de trabajo que sirva para ayudar a las personas y empresas que quieren vender sus productos desde plataformas de internet. El avance tecnológico que enfrentamos en el presente y el que tal vez tendremos en el futuro, lo que nos quiere decir es que será la nueva era, la robotización, para puestos de trabajos, y demás cosas, para eso es que tenemos que prepararnos la humanidad, porque la tecnología con mal uso, sería una causa fatal para desatar un caos mundial. Este es mi humilde opinión, espero seguir leyendo sus artículos, para seguir llenándome de sabiduría y conocimiento del mundo tecnológico y el pro y en contra que este genera.
    Muchas gracias.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      Gracias Marion, no hay dudas que estas nuevas herramientas pueden ser utilizadas para buenos fines o para fines incorrectos. De ahí la importancia de empezar a debatir temas éticos y morales, dado que lo técnico avanza sin límites, pero el derecho debe regular de manera de sacar el máximo provecho para la comunidad sin producir abusos. Saludos

  14. ALBERTO GOMEZ Respuesta

    Considero que el rol del Estado puede tomar dos caminos, perder participación como regulador de la vida en sociedad o por otro lado aumentar el ámbito de situaciones que debe regular y esto no tiene un panorama alentador si ponemos de presente la realidad mundial y la dualidad de países que hacen bien su papel de . Por un lado observamos países con altos grados de desarrollo y bienestar social, en contraposición con países que sufren desigualdades y situaciones de violación de derechos humanos. El Estado a estas alturas o por decir, la comunidad internacional en uso de sentido común a debido ser capaz de ejercer una colaboración efectiva ante estas situaciones, pero seguimos en una lamentable situación que la viven diariamente la población afectada. Esto solo representa índices para los Estados y en sus esfuerzos por paliar lo que ocurre, vemos que continúan quizás en mayor medida.

    Mi comentario se desarrolla conforme a lo que fui pensando al leer el blog, y quiero empezar con la digitalización y automatización. Esto a avanzado a pasos agigantados y pienso tiene dos aspectos muy importantes, en cuanto a la digitalización yo era quien me negaba a la misma, en el entendido que hoy día todo se nos quiere imponer por este medio. Elemento rescátale del pasado es aquel en el que el individuo puede tener contacto con una persona y no la imposición de que todo se debe realizar en forma digital. En este aspecto la digitalización esta en contra del humanismo. Es cierto que que gracias a la digitalización y avances científicos se hace mas fácil la vida, pero esto no implica sacrificar el trato social, habrán quienes no dominen estos aspectos como las personas mayores y por otro lado los jóvenes que crecen en este ámbito se pierden de aquello que brinda la vida social con sus consecuencias negativas por el uso de las tecnologías.

    En cuanto a la automatización sus beneficios en la producción pueden ser positivos pero surge un desprecio por la persona humana, que la aparta del mundo laboral cuando es el mismo esfuerzo humano es el que a impulsado al mundo en cuanto a desarrollo, avances y bienestar social. Mas fácil sera para las empresas comprar una maquina que realice el trabajo de 100 o mas personas ahorrándole dinero y enrriqueciendo mas. Siento que el mundo no debe apuntar a eso, es un futuro peligroso y el Estado y la misma sociedad debe empezar a actuar respecto a esto, la propuesta de impuestos puede ser la base de una solución, pero por mas que esto llegue a hacerse de manera beneficiosa, el ser humano necesita oportunidades laborales para realizar ce como persona, pues como dices es posible la realización de tareas simples e incluso tareas complejas por parte de maquinas lo que va a afectar de forma importante a las futuras generaciones e incluso ya es una realidad en avance.

    La función básica del Estado es algo que debe ejercerse de manera eficiente, no comparto un mundo en donde son unos quienes se benefician y los índices solo sufren pequeños cambios. Desde que existan quienes estén en situación de vulnerabilidad, interpreto que el Estado esta fallando en su función. No culpo al Estado mismo sino a las mismísima sociedad que no se apropia de los asuntos nacionales. Diariamente se ve en las noticias esta situación que no deseo detallar, pero si la imaginamos por un momento y tenemos empata comprenderemos el dolor y sufrimiento de quienes no tienen oportunidades y esto es algo que se debe tomar con inmensa prioridad.

    Respecto al valor que los usuarios generan para las empresas y la presencia no física o de manera mínima, el asunto de los tributos es interesante, pero esto apenas esta iniciando y conforme a la tributación que ya esta establecida por parte de las empresas y personas naturales, debe verse reflejado de mejor forma y no como se ve hoy día. En esto también esta el flagelo de la corrupción que con las inmensas cantidades de dinero que ingresan a las arcas del Estado gracias a los tributos, encontrara terreno fértil en donde hacer de las suyas. Por esto me parece interesante el asunto pero aun se encuentra en un segundo plano. Si actualmente se evaden impuestos entre otras cosas, es necesario en lo que respecta a Colombo realizar mejoras al sistema tributario tendientes a evitar que el Estado recaude lo que le corresponde. Situación diferente es la negativa a realizar el pago con ocasion a la corrupción y no ver reflejados en desarrollo social lo que se tributa. La OCDE con los pilares que plantea pone las bases sobre las cuales puede desarrollarse esta tributación, por parte de empresas sin presencia física en diferentes países.

    Por ultimo algo que me causo gracia y preocupación a la misma vez es lo referente a viajes y negocios interplanetarios. La existencia de TRATADOS Y PRINCIPIOS DE LAS NACIONES UNIDAS SOBRE EL ESPACIO ULTRATERRESTRE me causa gracia. Comprendiendo los alcances del ser humano en su interés de apropiarse de recursos estos principios son pertinentes. Son una realidad los viajes fuera de la tierra, inicialmente por parte de astronautas en misiones de exploración. Vemos como hoy día ya esto sera un negocio. Explotar recursos fuera de la tierra me causa asombro, es un asunto impresionante y delicado que me genera a la misma vez preocupación. Si no somos capaces de tener un planeta tierra sostenible, respetar los recursos naturales, la fauna, la flora y los animales, explotar recursos del espacio exterior es algo inaceptable.

    Los comerciantes han de adaptarse a la realidad en criterios de justicia, con el apoyo o no por parte del estado. Su labor como dinamizadores de la economía y calidad de vida es esencial, pero las acciones por parte de poderosas empresas ponen en riesgo a pequeñas empresas. El sistema tributario se consolida como elemento fundamental para el estado y es una herramienta aceptada que no es usada de manera satisfactoria, generando malestar en la sociedad. La labor por parte de los Estados y del CIAT, no me satisface, en parte por desear un cambio para toda la sociedad, pues relaciono de manera directa los tributos y el desarrollo de un País, en lo cual, como comunidad latinoamericana no hemos sabido explorar nuestras riquezas culturales, la calidad de personas y potencial que poseemos.
    COLOMBIA

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      gracias Alberto, muy buena comparación, si no somos capaces de cuidar nuestro planeta Tierra ahora preocuparnos por el ciberespacio y sus asteroides, estrellas, planetas, etc. El futuro de la humanidad está en ese ámbito y tenemos que ir pensando en la regulación del mismo y su correcta tributación. La pandemia de la covid19 nos tomó por sorpresa, nadie lo pudo alertar. Tenemos como humanidad ser previsores y trabajar con los desafíos no sólo presentes (muchos urgentes, eso si) sino con los que vienen. Slds

  15. ANA ZORAIDA GOMEZ TRIANA Respuesta

    Ana Zoraida Gómez Triana, estudiante de 8 Semestre de la Facultad de Derecho de la Universidad Cooperativa de Colombia. El desarrollo y avance del mundo en los temas de robótica y digitalización, se vienen dando de forma vertiginosa, y es apenas obvio que estos avances traen consigo de manera paulatina la necesidad de desarrollar otros aspectos necesarios e inherentes a los mismos; la pandemia que ha afectado el mundo actualmente ha marcado un paso importantísimo en la utilización de la tecnología y la misma robotica, de alguna manera sin perder de vista el aspecto negativo que produjo la pandemia del Covid-19, como toda dificultad, generó nuevas oportunidades, pues el hecho del aislamiento hizo perentorio el uso de las tecnologías en gran medida y la búsqueda de nuevas alternativas que permitieran que la vida continuara de alguna forma y en cierta media casi que normal, de allí que la necesidad generó el espacio para acudir a la tecnología como alternativa de solución para dar continuidad al mundo, si bien, no dentro de un marco de normalidad costumbrista, si, bien dentro de un marco de alternativa de solución a las nuevas necesidades, al nuevo estilo de vida, a las nuevas condiciones que imperan en el mundo, y es que esta experiencia vivida con la pandemia, contribuyó a la búsqueda de nuevas opciones de vida, nuevos espacios donde se pueda vivir, nuevos planetas que explorar como alternativas para vivir, y entonces cuando surgen estas nuevas búsquedas surge también la pregunta, como regular esas nuevas posibles situaciones que surjan en caso de llegarse a dar, por ejemplo, si llegase a dar como lo expresa el articulo, la posibilidad de vida en otro planeta, o viajes interplanetarios, los sistemas regulatorios de los países estarían en condiciones de afrontar estas nuevas situaciones, estos nuevos escenarios, estos nuevos retos? Pues este es un tema, que solo basta con dar una mirada al caso de la moneda Bicoint, sobre la cual muchos países hoy por hoy no han regulado el tema y el mismo es referido como un manejo ilegal, como una moneda no aceptada, como un manejo financiero fraudulento; en este sentido es apenas obvio entonces pensar que es urgente que los países amolden sus sistemas tributarios a las nuevas condiciones, que enmarquen dentro del mismo los aspectos referidos a los avances de la tecnología, que se consideren las diferentes situaciones que desde ya se vislumbran con ocasión de la misma necesidad, que se prevean y coordinen acciones tendientes a evitar la doble tributación o afectar fiscalmente a los usuarios o sujetos pasivos por falta de coordinación entre los países, bien es cierto que no es un tema fácil, pero también es cierto que es una necesidad de a peso y mucho más cierto que programas visionarios como los supersónicos nos adelantan hechos que poco a poco se han venido convirtiendo en realidades, por eso debemos estar a la vanguardia y amoldar nuestros sistemas para tener un desarrollo coordinado.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      Gracias Ana, ciertamente los creadores de «Los Supersónicos» fueron unos visionarios, pero eso sólo lo utilicé para despertar interés en el tema. Lo importante es que los Estados tomen conciencia de lo que se se viene como para estar preparados para aprovechar las oportunidades y reducir los riesgos. Slds

  16. Carlos Alberto Peña Manrique Respuesta

    Cordial saludo y buen día,

    soy Carlos Alberto Peña Manrique, residente de Colombia (Domiciliado en Barrancabermeja-Santander) y me encuentro cursando mis estudios de Derecho en la Universidad Cooperativa de Colombia.

    Me es pertinente exhortar ante este público que, me ha atraído la curiosidad frente al presente artículo, lo cual es muy gratificante y se valora un montón.

    Es así que, una temática tan común pero importante como lo es el TRIBUTO es un elemento indispensable para un Estado por la forma en la que éste se conforma (contrato social) y pues claro que no sólo por mandato de la constitución, la ley, reformas tributarias y etc. Sino también por el hecho de ser parte de ese constituyente primario del Estado, es responsabilidad cumplir con el deber… Por ello, y entre tantos más motivos, es esencial ser Humano y Ciudadano de bien. No obstante, en nuestra actualidad, para nadie es omisivo el hecho de la pandemia por el Covid-19 ha penetrado en nuestra nación y en tantas más, claro, dificultades económicas, sociales y justicieras. Es donde tiene cabida la enorme ventaja de eficiencia y efectiva de las TIC. El presente evidente a aplicar o un futuro sincrónico? Hmmm dependerá de la voluntad común.

    Ahora bien, ahondando en el tema, el cual hoy por hoy ha sido muy RELEVANTE para cada uno de nosotros, se cuenta con que en la Nación Colombia la situación ha sido de gran complique social y administrativo, y no por el hecho de que no se expidieran a tiempo decretos presidenciales para atacar los flagelos que atañen desde inicios de marzo. Cosa que, gracias a Dios y al sentido de pertenencia común de, no solo nuestros representantes sino también la ciudadanía, las cosas van mejorando. Pero claro, se sigue contando con innumerables vacíos que atender de manera más EFICIENTE Y EFECTIVA en tiempos difíciles. En fin, la fuerza ante todo. Pa” lante”. Y a resaltar antes de acabar, que aunque sea irónico, las mismas TIC son usadas de manera corrupta por parte del sujeto de Derecho. A criterio personal, claro está. Y bueno… De ello concluir que no es de secreto que uno de los principales errores de la idiosincrasia común es el culpar a la naturaleza del mal en un humano. A lo cual, mi aporte se concluye en el pésimo servicio de educación.

    Y bueno, si no es mucha molestia el pregunta, me gustaría saber unas cosas respecto a su país, estimado señor Pablo., Cómo se ha manejado el tema de la presencia o no en cuanto al ámbito social. Más exactamente, en lo que respecta a la reactivación económica y su impacto directo al fisco nacional. Y esto es importante no solo como para el plantearme alguna analogía en cuanto a la forma de accionar ajenos a mi país, sino que también como dato pertinente para ampliar la vista como parte de la academia.

    Eso sería todo de mi parte.. Tampoco deseo saturar este medio con extensos textos pero bueno se realiza lo posible.

    Muchas gracias por su atención.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      Gracias Carlos Alberto, en mi país se avanza en las aperturas pero con cautela, hasta tanto no puedo aplicarse la vacuna. Existen algunos problemas de apoyo a las empresas y empleados, como así también a sectores de bajo recursos. Slds

  17. Divier Cortes Respuesta

    Estimados lectores cibernautas tengan todos unos cordiales saludos.

    Me presento, mi nombre es Divier Ricardo Sanchez Cortes, actualmente me encuentro en Colombia, siendo un estudiante del pregrado en la facultad de Derecho, en la alma mater Universidad Cooperativa de Colombia senccional Barrancabermeja.
    Me permito allegarme en este escrito de forma respetuosa pues el presente tiene como objeto dar una opinión con respecto al tema interesante propuesto, sin más preámbulo.
    En plenos siglo XXI a finales del 2020 hemos experimentado una serie de situaciones imprevistas, la actual pandemia nos agarró a todos desprevenidos dando una entrada a la realidad cibernética o virtual, siendo esta una prueba fehaciente que la virtualidad en muchos sentidos es la nueva era o más bien la nueva realidad, sin embargo estamos apenas viviendo una transición ya que a simple vista vemos soluciones prácticas ante las adversidades del covid-19, no obstante no nos hemos adaptado individual o colectivamente bajo estas siguientes premisas:
    1. Adaptación al mundo cibernetico
    2. Seguridad cibernética
    3. Seguridad jurídica en concordancia con lo cibernético
    En este orden de ideas, se tiene como cierto que existen empresas cuyo arquetipo se basa en la virtualidad teniendo un modelo “sostenido”. Sin embargo no todas las empresas la tienen por los cuales tanto los administrativos como los usuarios tienen una ignorancia en la manipulación de estos y posteriormente complicaciones cosa que en teoría la idea es facilitar y solucionar problemas no agregarlos. Agregando el hecho que no todos obran de buena fe y por tanto los problemas en el mantenimiento de sistemas o la ausencia de estas permite que conceptos como el “adware” y demás relacionados fluyan sin más generando robo, copia o destrucción de datos sobre la empresa, productos bienes y servicios o incluso información personal. Lo que me permite mencionar que hay una ausencia de seguridad jurídica en concordancia con el mundo cibernético, hoy por hoy se roba información de todo tipo desde los “backrooms,”cuyas funciones malogran la experiencia de mencionado mundo cibernético los Estados como Colombia no tienen ni idea de ello y la doctrina jurisprudencial es prácticamente nulo lo que en consecuencia es un mundo libre que en ignorancia por parte de los legisladores como los usuarios terminan subestimando este ámbito que en vez de ocasionar un futuro estable se generan problemas sin una solución pronta o eficaz.
    ¿Cómo solucionar dichos problemas?
    Propuestas en las que permite capacitaciones sobre el mundo informático desde el “software” hasta el “hardware” y asimismo el mundo cibernético, desde cómo crear una página web, un blog, la seguridad de estos mismos y ya desde un punto de vista legal permitir legislar sobre ellos sin ir en contravía de derechos internacionales que estos puedan tener o sin recortar las libertades que estas puedan tener en concordancia a sus deber ser, hacer y no hacer.
    Un ejemplo sería tipificar conductas en las que usar los adwares, troyanos y demás virus cuya utilización se usa en mala fe, no obstante no sancionar páginas cuyo contenido tenga algún tipo de comedia o temas en el que un tabú no lo permita, ya que las sanciones o restricciones deben ser bajo sustento objetivo.
    De aquí abarco el tema de los tributos:
    Ya conociendo lo mínimo del mundo cibernético y las legislaciones penales o informáticos sobre estos podremos ahondar, del cómo legislar y tributar en este aspecto dicha virtualidad. Si bien es cierto, un empleado tendrá más presupuesto dado a que el gasto de transportes dejará de aplicarse, entonces el empleador asumiendo que tanto el gasto y el tiempo que el transporte compromete omite derechos que estas traen agregándole una carga laboral más pesada. Por ende, una forma de evitar estas situaciones es que los Estados, en este caso Colombia se pronuncie en el que los atropellos de mencionados derechos no se sigan reiterando en medida que si bien es cierto, el gasto en transporte no estará presente, se aumentarán y agregaran gastos como por ejemplo los tributos sobre energía, el debido uso de un computador máxime de un internet estable. Determinar este tipo de situaciones en la legislación es fundamental, generando una nueva postura dentro de los tributos, adicionando, restando, aumentando o disminuyendo ya sea el caso en concreto.
    Además, es de tener en cuenta que hay espacios en los que los cibernautas generan dineros sin ningún tipo de legislación tributaria por la cual en concordancia con la norma hay una laguna o vacío que en ocasión los usuarios estarían perdiendo por el uso o goce de algunos espacios webs por bienes o servicios proporcionados por los primeros que anteriormente mencionamos.
    Para finalizar, abarcaré el tema de los cuerpos celestes. Pues los Estados deben tener en cuenta la legislación que se debe pronunciar referente a los espacios fuera de la esfera planetaria en el que nos encontramos, y por ende los materiales que allí se encuentre. La razón de su importancia yace sobre los materiales, los tributos, y una guerra entre supremacía comercial o militar.
    Siguiendo el hilo conector de las anteriores menciones, los materiales pueden llegar a tener una representación económica dentro del futuro mercado, por ende se debe ordenar el cómo, cuándo, y de qué forma usar o comercial dichos materiales en caso que los estados den visto bueno o declinen ante tal posibilidad teniendo en cuenta un visto bueno, los lucros de estos deben tener un tributo ya que tales ganancias deben recaer ante la comunidad, no solo comunidad local sino también comunidad internacional y no la individualidad. ¿Por qué es importante la ganancia de dichos materiales en sociedad que en individual? Desde la individualidad entre el Estado de Colombia se tiene relevancia porque se debe legislar y tributar las ganancias e inversiones por tanto una persona generando dinero cuyo seguimiento por ejemplo de la Dian, desconozca puede acarrear problemas jurídicos y con posibles lagunas se chocarían los interés sobre este que puede recaer. Además, desde la supremacía militar, no hace falta mencionar que una guerra militar solo es cuestión de soldados sino también de armamento creado por medio de la ciencia y la tecnología, en contexto al punto donde quiero llegar es sobre el uso de la energía nuclear, si bien es cierto surgió como idea científica con fines pro humanidad y resultó ser usado como fin de guerra entonces ¿Qué sucedería si usaran como armamento militar los cuerpos celestes? Hasta el hoy por hoy aún no se tiene un total conocimiento de cómo usarlos, pero sí de como prever sus trayectorias por medio de los vectores, al punto que quiero llegar es que no es un futuro lejano en donde se pueda tener uso, goce disfrute y por ende control de estas. Una regulación jurídica independiente de las ramas del derecho se deberá proporcionar al respecto.

    Muchas gracias por su tiempo, espero que mi intervención abarque en la mejor manera estos temas tan interesantes por medio del cual nos ofrece este espacios cibernético.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      gracias Divier por tu completa reflexión en este post. Los fiscos deben controlar los negocios de la virtualidad, primero conociendo sus modos de negocios. La idea es no ahogarlos pero es importante que se perciba el riesgo de cumplimiento. Slds

  18. LAURA DANIELA CAMPO BENÍTEZ Respuesta

    Buenas noches, cordial saludo. Mi nombre es Laura Daniela Campo Benítez, actualmente resido en la ciudad de Barrancabermeja- Colombia. Quiero manifestarle que, me parece curioso que, en el paso siempre nos imaginamos de alguna u otra forma cómo sería el futuro y que nos ofrecería, lo que no sabemos es que a estamos viviendo los cambios que ha traído consigo el avance de la tecnología. Ahora con la situación que se presenta a raíz del covid-19, en mi país y al igual que muchos, no nos encontrábamos preparados en el ámbito laboral para realizar las labores del trabajo en casa. Expongo como ejemplo mi carrera, la cual es el Derecho; a pesar que es rama que tiene muchos años de ser ejercida, su trabajo y labores no han actualizado y no nos encontrábamos preparados para asumir este reto, debido a que, no contábamos con una plataforma eficaz para poder responder a las necesidades entre las relaciones jurídicas de los ciudadanos tanto barranqueños como los colombianos, de igual manera nos es sorprendente que debido a la contingencia generada nos haremos punto y a parte a lo que milenariamente se venía practicando bajo la presencialidad de los actos litigiosos en la legión.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      Gracias Laura por tu comentario. Ojalá sierva lo que estamos viviendo para pensar un poco más en el futuro sus riesgos y oportunidades. Estar preparados para los cambios que se avecinan y posibles imprevistos como la covid. Slds

  19. José Gabriel Pérez Sánchez Respuesta

    Buenas noches, reciban un cordial saludo, mi nombre es José Gabriel Pérez Sánchez, de nacionalidad colombiana y actual estudiante de Derecho de la Universidad Cooperativa de Colombia/ sede Barrancabermeja. El motivo de este comentario es para otorgar mis mas sinceras gracias al expositor Pablo Porporatto por su interesante aporte sobre la nueva era digital y los cambios que habrán de producirse en materia Tributaria en un futuro próximo. A su vez expresar, que como muchos de los lectores de este artículo, también hago parte de esa generación que tuvo la fortuna de ver esa esplendida serie futurista titulada «Los supersónicos», y al igual que usted, doctor, comparto la idea de que la sociedad digital en la que vivimos hoy en día debido a la pandemia generada por el coronavirus Sars cov-2 no está muy alejada de la reflejada en aquella serie tan recordada por muchos de nosotros. Ahora bien, cabe resaltar que la sociedad digital abrió las puertas a una oportunidad para el surgimiento de una nueva forma de caracterizar a los seres humanos. Hoy en día, gracias a los avances en la sociedad digital, contamos con una información que circula a gran velocidad, han cambiado los ritmos de trabajo, de producción y de distribución de mercancías acomodándose a la evolución de la demanda. Las noticias se conocen en cuestión de horas o incluso en directo, pero del mismo modo sucede con el tiempo de respuesta, el cual nos obliga a contestar de inmediato a una llamada o un correo. Por todo esto nos sentimos mucho más relacionados entre nosotros, viviendo gran parte de la vida conectados a una pantalla, unos auriculares… En esta conexión se crean las relaciones sociales, los negocios e incluso las conductas y el modo de reaccionar ante el mundo. Hoy por hoy nuestra sociedad está caracterizada por el uso generalizado de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) en todas las actividades. La educación es uno de los sectores más importantes donde se produce la formación de las personas con el objetivo de cumplir con los distintos roles que se demandan, lo que deriva en el avance de la sociedad. En materia Tributaria, habrá que pensar en nuevas formas y modalidades de recaudación y por supuesto del uso que se dará a nuestros tributos cuando dejemos de ser una sociedad terrestre únicamente y pasemos a ser una civilización con la capacidad de colonizar el espacio, por supuesto estos son temas con mucha tela de donde cortar, pero consideró que en otro espacio se presentará la oportunidad para conocer sobre el tema, entonces, sin más, muchas gracias nuevamente por expresarnos un poco de su conocimiento y espero seguir leyendo muchos mas de sus artículos.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      Gracias José, comparto que desde la tributación el nuevo paradigma de negocios plantea la necesidad de revisar reglas y principios que sostuvieron el paradigma de la tributación durante años, dado que hoy la presencia física no existe y sin embargo se hacen buenos negocios con una página web. Slds

  20. Sergio Andres Diaz Montañez Respuesta

    Coridal saludo, soy sergio andres Diaz Montañez de la ciudad de Barrancabermeja, estudiante del 8 semestre de la facultad de Derecho de la universidad cooperativa de Colombia. Referente a los viajes y negocios interplanetarios, es interesante el articulo propuesto para el análisis en materia tributaria, pues más que un supuesto, este tema ya es una realidad, pues ya existen países que ofertan viajes turísticos al espacio, que no son más que un negocio para generar renta mediante la explotación de una linea de negocio que carece de reglamentación tributaria y es que pensar, en reglamentar estos tipos de hechos económicos exige abordar el análisis de otros temas, como por ejemplo, el uso del espacio que en términos de delimitación geográfica no dispone de lineas divisorias que permitan establecer la injerencia de un determinado país en cierta parte del espacio; así mismo las posibles actividades económicas generadoras de renta que se realicen en el espacio no han sido aun analizadas bajo la lente de la economía y de la tributación de los países.
    Por lo anterior, los países tienen una larga y minuciosa tarea a fin de reglamentar tributariamente este tipo de negocios, teniendo presentes el marco regulatorio por el tratado de espacio ultraterrestre, así mismo definir condiciones ínter Estados a efectos de respetar la conquista de determinado espacio en aras del respeto a la competencia y a la libertad de negocio y economía.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      Gracias Sergio, efectivamente la explotación del espacio extraterrestre es el nuevo desafío de la tributación. Slds

  21. Mariel Sáenz González Respuesta

    Cordial saludo desde Colombia,
    El rol del Estado como garantista de las necesidades de sus ciudadanos y la importancia de tributar de los mismos para que esta relación de protección se genere y pueda aplicarse, es clara para todos, nos familiarizamos con dicha dinámica, en donde los recursos bien administrados significan beneficios para todos, pero en la práctica, américa latina, me referiré en específico al país en que resido, es de conocimiento general la crisis de corrupción y desigualdad que enfrentamos y que la presente pandemia solo expone con desgarro.
    Vemos como el Estado debe enfatizar en qué debe hacer y cuáles son las limitaciones que le presenta este reto, porque aunque las políticas ya están establecidas, muchas de ellas no son cumplidas a cabalidad, lo que genera un malestar en la población contribuyente que ve como se encuentra sumergida en una relación de dar mucho y recibir poco, reitero esto por los problemas de fondo que acarreamos casi que desde siempre donde las políticas implementadas responden a beneficios para grupos selectos, todo en Colombia es sectorizado, responde a intereses privados que desde luego aplican solo a ciertos ciudadanos y empresarios , esto como para dar un breve pincelazo de lo que nos aqueja y tratar de explicar porque a pesar de las leyes, la constitución y el ideal de Estado en que nos encontramos, este no cubre ni llega en totalidad a la población, no cumple con su rol.
    Ahora con la nueva realidad, podríamos decir que tenemos la infraestructura para hacerle frente a la virtualidad y los retos que supone toda esta era digitalizada, pero en mi bello país sucede como en esas casas que tienen un frente bonito, espectacularmente amobladas, pero si abres la nevera está vacía, como se dice por acá vivimos de apariencias.
    Entre todas las falencias del Estado que tomaron mayor visibilidad por el COVID -19, encontramos que la cobertura para muchas regiones, la conectividad se daba casi que por horarios aleatorios y la gente tenía que hacer malabares para poder comunicarse y hacerle frente a la inminente virtualidad, una ironía considerando nuestra vinculación reciente a la OCDE, a las tecnologías y empresas presentes en el territorio nacional.
    Respecto de la nueva actividad económica digitalizada, algunos gobiernos han manifestado la necesidad de diseñar un nuevo marco tributario que responda al creciente sector tecnológico y responda a los retos que conllevan dichos avances y su repercusión en la sociedad, el medio ambiente y la economía, los empleos que generan pero también los que extinguen, el desafío de la fiscalidad para las empresas digitales en la que se busca encontrar un marco que se adapte a estos tiempos.
    En la película de ciencia ficción AD ASTRA de 2019, hay viajes comerciales a la luna, e ir a marte es como ir a cualquier otro país, cuando llegan a un lugar lejano de la luna son atacados por unos piratas y se evidencia el monopolio ejercido por Estados u entes que ostentan poder, he aquí la importancia de los tratados y acuerdos como los mencionados en el artículo (proyecto OCDE/G20, sobre las BEPS) para la protección de los espacios denominados zona gris, ya que ni por fuera de la tierra dejamos ese espíritu colonizador y adquisitivo sobre terrenos y espacios que no necesitan ni han necesitado de nuestra presencia, pero que siempre ha estado en la agenda de las grandes potencias por encima del cambio climático tema que si nos compete y ni con todos los avances tecnológicos hemos podido mermar, al contrario la velocidad de tales avances ha significado un impacto grandísimo en la huella ambiental que generamos, de modo que para concluir diría que el rol más importante que tenemos todos es el de cuidar esta tierra única en la que estamos, el Estado dejando de vender al mejor postor los recursos naturales, las empresas que a toda costa buscan acarrear todo tipo de mercado y los ciudadanos, como sociedad, donde radica el verdadero poder para los cambios, tomar conciencia de nuestros hábitos de consumo, de nuestra elección de dirigentes, pensar más en colectivo para disminuir un poco la gran brecha desigual que nos aqueja, tenemos los mecanismos solo debemos hacerlos efectivos.
    Gracias por este espacio para intercambiar puntos de vista.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      gracias Mariel por tu completo comentario. Muchas películas nos alertan sobre estos riesgos, los Estados tienen que invertir en investigación y desarrollo, dado que ha quedado evidenciado que nadie piensa en el futuro, la política sólo se dedica al corto plazo. Ojalá aprendamos de esta crisis. Slds

  22. Karen Tatiana Thomas Tarazona Respuesta

    Cordial saludo, Doc. Pablo. Excelente, muy buen post.

    Actualmente, las nuevas tecnologías son consideradas como las nuevas herramientas para mejorar la producción y la condición humana. Desde luego, el desempleo y la falta de ocupación van a ser los problemas en un futuro cercano, porque el remplazo del ser humano por la digitalización y la automatización en las actividades económicas no está lejos de verse.

    En varios países se está trabajando por considerar a la inteligencia artificial (IA) como el nuevo complemento de las empresas, aspecto clave para entender los nuevos retos y desafíos que deben enfrentar los diferentes estados que no están a la vanguardia de las nuevas dinámicas comerciales. En el presente, se esta implementando a gran escala el uso de las tecnologías de la información y el comercio electrónico, situación que se acrecentó por la pandemia del Covid-19.

    Por lo cual, considero que estas situaciones deben ser vistas por los estados como la oportunidad para poder actualizarse al siglo XXI, y lograr establecer las medidas tributarias y comerciales que se encuentren al día con estas nuevas prácticas.

  23. Pablo Porporatto Respuesta

    gracias Karen, excelente conclusión, ver la oportunidad en la crisis. Slds

  24. Xiomara Meza Mayorga Respuesta

    Cordial saludo,
    Mi nombre es Xiomara Meza Mayorga, y desde mi bello país Colombia, quiero dar mi apreciación a tan interesante reflexión.

    Es importante destacar que constantemente nos enfrentamos a los cambios que de alguna manera se hacen necesarios, en esta ocasión, hacer frente a tantos retos como el Covid, la robótica, la inteligencia artificial y especialmente a la tecnología que actualmente está inmersa en la mayoría de las actividades personales y comerciales, es verdaderamente interesante.
    La postura del Estado frente al manejo de esta “nueva realidad”, constituye un reto gigante, teniendo en cuenta que casi nunca nos encontramos preparados para desafiar este tipo de coyunturas, por el contrario, deben suceder para actualizarnos.

    Frente al covid, es una realidad cruda y triste, pues nadie se imaginaba que un virus podría cobrar millones de vidas y menos afectar la economía de muchos países, tanto así, que después del largo tiempo en confinamiento, la difícil situación obligo a las autoridades a reanudar las actividades bajo el lema del “autocuidado”, desplazando esta responsabilidad a cada uno de los habitantes del país. En temas económicos, obligo al Estado a incrementar el gasto publico utilizando recursos para invertir en implementos y medicamentos necesarios para atender a los contagiados; en cuanto a la tecnología y al uso de la virtualidad, lo obligo a buscar soluciones y alternativas para que de alguna manera, no se estancara el desarrollo de las actividades educativas (la educación virtual); de empleo (el teletrabajo); la subsistencia de algunas empresas y el abastecimiento de los bienes y servicios (domicilios, aplicaciones); la salud (telemedicina); transacciones y obligaciones financieras, recaudo de impuestos (herramientas de uso digital); entre muchas otras; lo que me permite observar, que siempre debemos ajustarnos a la realidad y que considero de gran relevancia que el Estado invierta en las nuevas tecnologías, pues es verdaderamente el futuro de las generaciones venideras, aunque traiga consigo también, muchas desventajas.

    Por otra parte, me llama mucho la atención el tema de la explotación y los negocios interplanetarios, pues sería un gran reto para los Estados y sus sistemas tributarios, entrar a regular lo concerniente a los impuestos por explotación espacial, suena extraño, pero no lo considero alejado de una futura realidad. Considero, además, que para cada uno de los Estados que estuvieran interesados en practicar este tipo de explotaciones, jugarían un papel fundamental sus gobernantes en cuanto a las decisiones económicas, pues se haría necesario invertir en mayor proporción los impuestos en educación, tecnologías de calidad y desarrollo.

    Agradezco mucho Dr Pablo este tipo de intervenciones, que realmente lo que generan es un cuestionamiento propio y una mirada futurista de lo que puede ser el mundo en unos cuantos años más.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      gracias Xiomara por tu intervención! Hay que empezar a trabajar desde lo académico en este tipo de cuestiones que constituyen un futuro no tan lejano. Saludos

  25. Joseph Manuel De la Ossa Gomez Respuesta

    hola señor Pablo, excelente post
    nos hace reflexionar en cuanto ha cambiado el mundo en menos de 2 siglos. tanto en el gran auge de la globalización y rápida conexión entre individuos, como también la relación entre personas y los estados, de igual forma entre estados con estados. Tiene mucha razón cuando menciona el cambio drástico que deberá hacer el estado y la sociedad para adaptarse a las nuevas tecnologías y actualidad. pero a mi como persona me deja varios interrogantes como individuo dentro de la sociedad, comparto su misma forma de pensar en como podría ayudar el cambio tecnológico luego de la pandemia. pero también tengo mi punto de vista con respecto a esta evolución del cambio y es que pienso que serán cambios muy difíciles para la sociedad y el mundo; difíciles tanto en producirse o llegar a lograrse como en su consecuencia, un ejemplo de estas consecuencias podría ser; primeramente el desempleo mundial, luego la pobreza, enfermedades virales y como ultimo y sin dejar de mencionar que la maldad del hombre no tiene fin, se podrían generar guerras que causarían un impacto muy terrible a nivel mundial. de igual forma creo que a raíz de la pobreza generada en diversas partes del mundo y que existen ya podría llegar a permitir una hecatombe social sin dejar de la lado que vivimos en un planeta con diferentes ecosistemas y una naturaleza indomable lo cual traería varias repercusiones. comparto su pregunta y es como debería el estado recolectar e ingeniárselas para la recaudación de tributos y nuevas garantías comerciales puesto que el primer objetivo del estado es cuidar de su nación, comunidad o sociedad, ya que este es su razón de ser, para finalizar agregaría que por las conexiones permitidas en la internet generaría diversas dificultades para su recaudación y protección de sus recursos. gracias pablo por leerme y por su post.

    1. Pablo Porporatto Respuesta

      gracias Joseph por tu comentario. El rol de los tributos en el futuro y sus mecanismos recaudatorios es un interesante debate que hay que hacer frente a la disrupción de nuevas tecnologías que hacen que las reglas y principios actuales de la tributación resulten obsoletos o insuficientes. Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscripciones CIAT

Navega en el sitio sin restricciones. Consulta y descarga los contenidos.

Suscríbete a nuestros boletines electrónicos:

  • Blog
  • Oferta Académica
  • Informativo
  • Publicaciones
  • Alerta de Noticias

Activar suscripción

Miembros CIAT

Representantes, Corresponsales y Personas autorizadas (AT)